PDF

Pique de fuego sano

La pólvora domina en Los Realejos durante tres horas para honrar y pagar las promesas a la Santa Cruz

 03:20  

A.C./S.D.
LOS REALEJOS
Tres horas de luz, ruido y olor a pólvora dominaron anoche Los Realejos. En perfecta sincronía al paso de la procesión de la Santa Cruz, el pago de las promesas de los realejeros se materializó y lanzó al cielo alrededor de cinco toneladas de pólvora en una jornada de tradición con 242 años de historia. La batalla entre las calles de El Sol y El Medio dio como resultado un año más un pique sano pleno de efectos y novedades pirotécnicas que reunió en la villa a miles de lugareños y foráneos.

Un grupo de turistas catalanes, que se hospedan en Puerto de la Cruz, deambulan por el pueblo a la espera de los fuegos. El director de su hotel les recomendó la celebración que desde 2009 es Fiesta de Interés Turístico Regional y no dudaron en alquilar un taxi para acudir a la cita. Joan Gilbert, Aurelio Pardo y José Antonio González se muestran asombrados por la cantidad de pólvora que se utiliza.

Un centenar de fogueros –la mitad de ellos del propio pueblo y la otra profesionales de la pirotecnia– hicieron este año posible el mayor espectáculo de fuegos artificiales de Canarias. La guerra de las calles de El Sol y El Medio desplegó sobre Los Realejos tonos dorados, verdes y rojos, con la Luna de fondo y sin nubes. Cortinas de colores, cometas, corazones y espirales acompañaron a las tradicionales palmeras.

La primera parte de la fiesta-batalla se libra desde las azoteas mientras pasa la procesión de la Santa Cruz, seguida por cientos de personas al ritmo de cornetas y tambores. De las azoteas sale un fuego ordenado, en el que nadie se atreve a saltarse los avisos, porque va la seguridad de todos en ello. Los fogueros saben cómo manipular cada cartucho. Tienen años de experiencia y, por si acaso, acaban de refrescar los conocimientos en un curso impartido por expertos a cuenta del Ayuntamiento, que no gasta nada en esta celebración porque la pagan los vecinos de su bolsillo y con sus colectas.

La fiesta sortea la crisis ajustando el presupuesto a lo recaudado por los residentes pidiendo "la perrita" durante todo el año. La merma de recursos afecta a la cantidad de pólvora empleada, pero ni los organizadores ni las pirotecnias se resignan a una pérdida de fastuosidad. "Nosotros sí que estamos para tirar cohetes", bromea Hernán González, de la pirotecnia realejera Hermanos Toste, quien añade que "sea como sea, tenemos siempre la obligación de sorprender".

Los Toste llevan ya 16 años consecutivos como responsables de los fuegos de El Sol y no defraudaron. González explica que "como muchos empleados son de Los Realejos, se implican en este trabajo como en ninguno y ponen ilusión en participar en los aspectos creativos porque es su fiesta".

La otra pirotecnia en liza, la valenciana Caballer, lleva desde 2006 ocupándose de los fuegos de la calle de El Medio, con el objetivo de mejorar de año en año y revalidar su puesto. "A pesar de los recortes en la pólvora que nos impone ajustarnos al presupuesto del cliente, intentamos compensar la cantidad con calidad, con un buen diseño y material de primera", certificó José Vicente Caballer.

El pueblo se mantiene dividido en la valoración del pique. Se nace de El Sol o de El Medio y es difícil cambiar de bando. Como siempre, anoche El Sol inició la exhibición, sus 30 minutos de gloria anual. Los Hermanos Toste marcan la subida de la Santa Cruz durante la procesión. Anoche fueron los amos del espectáculo entre las 22:50 y las 23:20 horas.

La bajada, otra media hora de espectáculo a partir de las 23:40, es ya cosa de la calle de El Medio.

Al final de la noche, cuando el ruido de los fuegos cesa y persiste el olor de la pólvora en el ambiente, todos hablan de las novedades, de los vistosos colores y de las hermosas palmeras. Los vecinos de la calle de El Sol y de El Medio apenas hacen balance de la batalla y ya empiezan la recaudación para la próxima, con el afán de superarse en el espectáculo de 2012. Ardua tarea queda por delante a los Hermanos Toste y a la pirotecnia Caballer para rebasar el listón.

  HEMEROTECA
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN |  LOCALIZACIÓN     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
laopinion.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopinion.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 

  

Aviso legal
 
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya