PORTADA PDF
Santa Cruz

Las heroínas del Marítimo

Ana Turón, enfermera del complejo de piscinas, relata cómo salvó la vida a un bebé con la ayuda de las socorristas y de unos adecuados medios técnicos

 02:47  
Ana Turón, la enfermera del Parque Marítimo, flanqueada por las socorristas Jeny y Wendy.
Ana Turón, la enfermera del Parque Marítimo, flanqueada por las socorristas Jeny y Wendy.  josé luis gonzález

DANIEL MILLET
SANTA CRUZ DE TENERIFE
La profesionalidad del equipo de socorristas, los medios de atención inmediata de los que dispone el Parque Marítimo y unas dosis de suerte permitieron el miércoles que la enfermera barcelonesa Ana Turón, de 35 años, salvara la vida de un bebé en las piscinas reabiertas del complejo César Manrique de Santa Cruz de Tenerife. "No me han regalado nada, pero tampoco lo aceptaría. Me conformo con la sonrisa de los familiares del pequeño", admitió ayer la protagonista del rescate, una heroicidad para quienes se bañaban en el Parque Marítimo y algo ya casi rutinario para esta mujer con una amplia experiencia en situaciones límite.

Turón calcula que ha podido salvar a lo largo de su carrera a otras ocho personas en circunstancias parecidas y que su reto es la dificultad. De hecho, había trabajado en urgencias o en unidades de cuidados intensivos de diferentes hospitales hasta que hace un año se vino a vivir a Tenerife porque se enamoró de la Isla. "Vinimos el pasado mes de septiembre por vacaciones mi marido y yo, y nos encantó la Isla. Nos planteamos venir a vivir aquí y así hemos hecho. Creo que de seguir así vamos a hacer una familia en Tenerife", asegura.

Todo ocurrió el miércoles a eso de las 14:45 horas. El chiquillo acababa de comer, según contó luego su madre, cuando entró en el agua y sufrió un corte de digestión. "El pequeño tragó mucha agua, así es que se precisaba una intervención inmediata", matiza Turón. Y así fue. La socorrista Jeny se encontraba casualmente a apenas unos metros de distancia, por lo que su intervención se produjo en unos segundos. Entonces llamó a la enfermera y a otra socorrista, Wendy. "En una situación de este tipo, el margen con que disponemos para salvar una vida es de un par de minutos. Y esta vez, todo funcionó de forma perfecta".

Maniobras de reanimación

Las socorristas sacaron al bebé del agua, realizaron las primeras maniobras de reanimación y dejaron entonces la tarea a Ana Turón, que se plantó allí en un par de minutos. "Seguí con las maniobras de reanimación, aspiré las secreciones, hice los correspondientes masajes cardíacos y entonces el chiquillo reaccionó y vomitó. Era la mejor señal: había recuperado la respiración y el ritmo cardíaco", comenta la enfermera diplomada, que sólo llevaba 15 días trabajando en el complejo de piscinas de la capital tinerfeña.

Tan rápida como ellas estuvieron los conductores de la ambulancia del servicio de emergencias, que tardaron unos cinco minutos en alcanzar el Parque Marítimo. "Fue un poco de suerte también, porque la Casa del Mar está más o menos cerca. Pero lo importante es que el Parque Marítimo dispone de un buen equipo técnico y, sobre todo, humano. Los socorristas y los vigilantes son chicos y chicas excelentes, muy bien preparados físicamente. Y, aparte, disponemos de un amplio botiquín, oxigenoterapia, todo lo necesario para intubar a una persona por vía aérea e intravenosa y un desfibrilador", explica.

El niño santacrucero, de 21 meses, fue evacuado en estado grave al Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria, pero ayer había abandonado la Unidad de Cuidados Intensivos al experimentar una gran mejoría. Lo sabía la enfermera porque la había llamado la madre para comentárselo. "Me llevé más de un abrazo y tuvieron la deferencia de telefonearme para informarme de que el niño se había salvado. Saber que su vida ya no corre peligro me dio una enorme satisfacción. Por eso me he hecho enfermera, para ayudar a la gente", añadió.
Ana Turón y las socorristas Jeny y Wendy recibieron la felicitación inmediata de los responsables de este complejo de ocio que tanto necesitaban los chicharreros después de permanecer más de un año cerrado por un sinfín de problemas que no vienen al caso. Uno de ellos fue el mismo responsable del recinto, Víctor González. Sin embargo, Turón insiste en todo momento en que no fue sólo ella, sino las socorristas, los enfermeros de la ambulancia, los médicos que trataron luego al pequeño, la propia madre y sus acompañantes, que hicieron lo que pudieron en medio de unos instantes frenéticos de enorme preocupación...

Pero Ana fue la gran heroína y el hecho de salvar a alguien tan frágil e indefenso como un bebé le dio una satisfacción mayor, si cabe. Ahora confiesa que quiere tener un hijo tinerfeño y construir una nueva vida en una Isla que califica de "tranquila" y "paradisiaca". Aunque, sobre todo, lo que quiere es seguir salvando vidas.

  HEMEROTECA
  LA SELECCIÓN DE LOS LECTORES
 LO ÚLTIMO
 LO MÁS LEÍDO
 LO MÁS VOTADO

Suplementos

 
 
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN |  LOCALIZACIÓN     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
laopinion.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopinion.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 

  

Aviso legal
 
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya