23 de diciembre de 2017
23.12.2017

Coco, el gato que quedó paralítico por un disparo, necesita dinero y un hogar

La asociación tinerfeña que lo rescató se ha gastado cerca de 700 euros para salvarle la vida pero necesitan más ayuda

23.12.2017 | 21:13
Coco, el gato que quedó paralítico por un disparo, necesita dinero y un hogar

Coco, el gato que quedó sin movilidad en las patas traseras por un disparo que recibió en Santa Cruz en su columna vertebral necesita ayuda. La asociación que lo rescató, Lindo Gatito, se ha gastado cerca de 700 euros entre pruebas y medicinas para este animal maltratado pero se han quedado a cero (el número de cuenta IBAN de Lindogatito Adopción es de La Caixa: ES56 2100 7018 2102 0003 2568). Además, aunque Coco aún se encuentra ingresado, ya le están buscando un hogar.

El gato ha mejorado su aspecto desde que lo rescataron y ya no sufre tanto ya que le extirparon los testículos, que tenía necrosados, y también le limpiaron las heridas, infestadas de larvas de mosca. Coco no se puede valer por sí mismo ya que no controla los esfínteres ni, como hemos dicho, la movilidad de las patas traseras.

Moneyba Gorrín, la presidenta de esta asociación formada por seis personas que de manera voluntaria, ayudan a animales callejeros, pide ayuda para Coco porque está convencida de que puede salir adelante y el pinchazo para eutanasiarle "siempre tiene que ser la última de las opciones". Esta lagunera solidaria ya cuida de varios animales a los que tiene que vaciarle la vejiga a mano, como hay que hacer ahora con Coco, y asegura que es sencillo. "Una de mis gatas es paralítica como Coco pero desde que era muy pequeña: me dijeron que no viviría y ya tiene seis años y medio", cuenta Gorrín.

La bala que algún vándalo le disparó con una pistola de balines en Valleseco, Santa Cruz, sigue alojada en la columna vertebral pero los veterinarios desaconsejan extraerla, ya que hizo pedazos la vértebra que destruyó con el impacto.

Ahora mismo están esperando a que remita la inflamación en las heridas de Coco, que tras el balazo se precipitó por un muro de más de seis metros de altura. Entonces, podrán hacerle más pruebas y saber si es viable que siga con vida. Pero estas pruebas, que llegarán en unos días, cuestan mucho dinero, por eso piden ayuda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine