29 de noviembre de 2016

El accidente de Los Rodeos continúa siendo la peor tragedia de la aviación de la historia

La pista se convirtió en una especie de infierno en el que 583 pasajeros perdieron la vida

29.11.2016 | 14:04
El accidente de Los Rodeos continúa siendo la peor tragedia de la aviación de la historia
Accidente en el aeropuerto de Los Rodeos en 1977

A pesar de su crudeza, el accidente de Chapecoense en Colombia aún queda lejos del que se considera el accidente de avión más grave de la aviación comercial de toda la historia y que tuvo lugar en el aeropuerto de Los Rodeos, en Tenerife. La pista se convirtió en una especie de infierno en el que 583 pasajeros perdieron la vida. Once coincidencias fatídicas –entre ellas, el cierre del aeródromo de Gando, en Gran Canaria; las malas condiciones meteorológicas; la congestión en la pista de aterrizaje y las luces de pista fuera de servicio– dieron lugar al choque entre dos aviones. Aunque han pasado casi cuatro décadas, el fatal encontronazo continúa en la memoria de todos.

Tanto el avión americano como el holandés volaban rumbo a Gran Canaria. Sin embargo, el destino se truncó al explotar una bomba en el aeropuerto de Gando. El atentado y el aviso de una posible segunda bomba obligaron a cerrar al tráfico aéreo y a los dos jumbos no les quedó más remedio que desviarse hacia el otro único aeropuerto operativo por entonces en Canarias: Los Rodeos.

Una vez que se comprobó que no existían indicios de una segunda bomba, el aeropuerto grancanario volvió a funcionar. El problema surgió cuando intentaron llegar hasta la cabecera de la pista. Los Rodeos, aparte de no estar construido en la zona con las mejores condiciones atmosféricas, no se diseñó para aparatos grandes como los jumbos. De hecho, simplemente el KLM y el camión cisterna dejaban poco espacio para maniobrar. Las nubes bajas empezaron a dificultar la visibilidad. La torre de control no veía a las aeronaves e, incluso, los propios aparatos tampoco alcanzaban a verse entre ellos.

Sobre las 17:06 horas ocurría la mayor tragedia aérea de la historia. Un minuto antes, el KLM comunicó que estaba listo para despegar. Sin embargo, la torre le dijo que esperara, pero el avión holandés no escuchó las instrucciones. El Pan Am, entre que las luces de pista no están operativas, la neblina y la estrechez de las calles previstas para despegar, se equivocó de salida.

El KLM no era consciente de que tenía al Pan Am delante por la escasa visibilidad del aeropuerto en ese momento e inició el despegue. Durante quinientos metros y cerca de nueve segundos, en las dos cabinas son conscientes de la tragedia que se avecina. El Pan Am acelera para salir de la pista por todos los medios.El KLM intenta despegar desesperadamente,incluso ya se encuentra del todo en el aire cuando llega a la altura del Pan Am.

El impacto se produce sobre las 17:06:50 horas. No hay testigos oculares. El personal del aeropuerto y algún vecino de la zona solo oyen las explosiones. A día de hoy, las 583 de vidas perdidas son honradas con un monumento que roza el cielo desde Mesa Mota, a unos kilómetros del fatídico escenario del 27 de marzo de 1977.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Sucesos

Desarticulan en Tenerife una red que distribuía drogas sintéticas

En la llamada operación Darknet, iniciada en noviembre de 2016, han sido detenidas cuatro hombres...

Detenidos en Córdoba por obligar a su hija de 16 años a casarse por tercera vez

Con solo 12 años ya fue obligada a casarse con un joven de 21 años al que conocio el día de la boda

Dos detenidos por el atraco a la joyería Saphir de Meloneras, en Gran Canaria

La Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía detuvieron ayer en Gran Canaria a dos...

Estafa 48.000 euros a un afiliado de su partido tras simular que dirigía el CNI

Estafa 48.000 euros a un afiliado de su partido tras simular que dirigía el CNI

El detenido por la Policía Nacional, de 27 años, se hacía pasar también por subjefe de Seguridad...

Absuelto el hombre que mató a sus dos hermanos en Gran Canaria al sufrir un trastorno

El hombre ingresa en un centro psiquiátrico por un tiempo máximo de 40 años

Enlaces recomendados: Premios Cine