Intervenidos 34 millones de euros en drogas en Manila tras entregarse 8.800 drogadictos

El plan antidrogas del nuevo Gobierno ejecuta un millar de registros domiciliarios cada día

15.07.2016 | 23:48
Intervenidos 34 millones de euros en drogas en Manila tras entregarse 8.800 drogadictos

Al menos 8.800 drogadictos se han entregado en Manila mientras los Cuerpos policiales se han incautado de elevadas cantidades de estupefacientes por valor de 34 millones de euros en los primeros 12 días de mandato del nuevo presidente del país, Rodrigo Duterte, según ha informado la Policía.

Los Cuerpos de seguridad han acudido a más de 12.000 viviendas de supuestos drogadictos y han detenido a 362 delincuentes dentro del plan de lucha contra las drogas del nuevo mandatario investido el 30 de junio pasado, según la Oficina de Policía de la Región Nacional Capitalina (Ncrpo, sus siglas en inglés).

Además, se ha neutralizado a 43 supuestos traficantes de drogas y se ha confiscado un total de 300 kilos de shabu, una metanfetamina altamente adictiva y destructiva cuyo uso está muy extendido en Filipinas, apunta el diario local Philstar.

El director del Ncrpo, Oscar Albayalde, aseguró que respetan los derechos humanos, y añadió como justificante que cuentan con el asesoramiento de un experto y un programa de orientación para los agentes.

"Tenemos a más de 20.000 oficiales de Policía sobre el terreno y la necesidad de mantenerse al tanto con las leyes que marcan los derechos humanos es crucial", afirmó a los medios de comunicación Albayalde.

"El Ncrpo liderará los esfuerzos en hacer de Metro Manila el lugar más seguro para vivir, trabajar y hacer negocios", añadió el jefe policial.

Estas operaciones de las fuerzas de seguridad forman parte del plan de lucha contra las drogas que prometió Duterte durante su campaña electoral, en la que repitió en numerosas ocasiones que mataría a miles de drogadictos y criminales para reducir la tasa de delincuencia que padece el país.

La Policía ha sido fuertemente criticada durante las últimas semanas por el aumento de las muertes de supuestos traficantes de drogas y la aparición en las calles de Manila de decenas de cadáveres acribillados y cuerpos descuartizados.

Según el diario local Inquierer, un total de 183 delincuentes han muerto en las distintas operaciones antidroga practicadas por las fuerzas policiales desde el pasado 10 de mayo, al día siguiente de las elecciones presidenciales en Filipinas que dieron la victoria a Rodrigo Duterte.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine