Imputados otros dos varones como encubridores en la muerte de un joven

Son seis las personas que responderán de la muerte del joven que falleció tras recibir una paliza durante un partido de fútbol

20.04.2016 | 11:16
Los agentes trasladan a dos de los detenidos hasta el puesto de la benemérita en Tacoronte.

Al final son seis las personas que responderán de la muerte del joven José Rubén S. L., de 26 años, que falleció en la tarde del 14 de abril, tras recibir una paliza cuando se encontraba viendo el partido de fútbol de la Champions entre el Atlético de Madrid y el Fútbol Club Barcelona, en Benijos, La Orotava, tal y como adelantó este diario en su edición de ayer. Cuatro de los detenidos con edades comprendidas entre 20 y 32 años, están acusados de un presunto delito de homicidio, mientras que otros dos de 19 y 22 lo son por otro de encubrimiento.

Los hechos se produjeron el día 13 de abril en un bar de la zona de Benijos, donde en ese momento se proyectaba un partido de fútbol.

Durante la emisión de la primera parte se encuadra el trágico suceso, en el que presuntamente cuatro jóvenes se ven implicados en una pelea contra el fallecido que si bien no es natural de Benijos sí residía en este desde hacía más de un año. Se ha reconstruido que durante la pelea, la víctima mortal pudo recibir el impacto de un vaso en la zona izquierda de la cabeza, cayendo posteriormente al suelo, momento en el que uno de los presuntos autores además le golpeó en la cabeza, provocando así que horas más tardes sufriera un derrame cerebral. La víctima entró en su domicilio por su propio pie, sin embargo el derrame que se fue produciendo durante la noche provocó que fuera trasladado al Hospital Nuestra Señora de La Candelaria donde ya llegó en coma, falleciendo finalmente la tarde del día 14 de abril. En el centro y tras la autopsia se comprobó que la causa del fallecimiento se centraba en unas lesiones que se conectaban con la agresión.

Una veintena de testigos

Ninguno de los testigos denunció el hecho ni dieron cuenta a las autoridades, y las personas cercanas al fallecido tenían la creencia de una posible caída en un caballo, si bien las noticias de la agresión y presunto homicidio llegaron a conocimiento de la Policía Judicial de la Guardia Civil la madrugada del sábado 16, por lo que a primeras horas del inicio del fin de semana esta unidad se hizo cargo de la investigación.

Durante el sábado se reconstruyó de manera exhaustiva el último día de vida de la víctima, pudiendo identificar a todas las personas con las que mantuvo contacto, así como gran parte de los presentes en el bar en el momento del suceso. En ese momento se comienza la búsqueda y citación de los posibles testigos, en su mayoría reacios a colaborar para el esclarecimiento del delito, lo que supuso un obstáculo. Así se continuó hasta las primeras horas del lunes, momento hasta el cual ya se había tomado declaración a más de una veintena de personas, tras lo cual se dio la orden de proceder a efectuar las detenciones, en primer lugar de los encubridores que habrían dado una versión distorsionada de la realidad cuando fueron citados como testigos, y más tarde de los cuatro presuntos autores, quienes voluntariamente se presentaron en las dependencias del Equipo de Policía Judicial de Guardia Civil de Puerto de la Cruz, donde fueron detenidos. En el esclarecimiento del hecho colaboraron agentes del puesto de La Orotava.

Los detenidos junto con las diligencias instruidas serán puestos a lo largo del día a disposición judicial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine