El desaparecido en La Tejita llevaba una chaqueta con 10 kilos y las manos atadas

La Policía Judicial de la Guardia Civil investiga el contenido de una cinta de vídeo y de cinco cartas

27.11.2015 | 14:06

A medida que pasan los horas son menores las esperanzas de hallar con vida al joven británico de 21 años que, supuestamente, se introdujo en el mar en la Playa de La Tejita, en El Médano, según confirmaron fuentes de la Guardia Civil.

Estas hipótesis vienen avaladas por un hecho descubierto ayer. Según relató a sus hermanas y tras la inspección ocular del coche, un Renault Scenic, que fue localizado estacionado en la rotonda de la urbanización Sotavento, en El Médano, falta una chaqueta de color azul con la que hacía gimnasia y siete bridas. Supuestamente, el muchacho le habría dicho a sus hermanas que iba a nadar con un lastre de diez kilos y las manos atadas. Además, los componentes del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil del puesto de Granadilla de Abona que llevaron a cabo la inspección ocular del turismo analizan el contenido de un vídeo, grabado en pasado, y cinco cartas que dejó a sus hermanas donde relataba que estaba atravesando un mal momento por la muerte de un perro de su propiedad.

No obstante, este británico era un consumado nadador y buceador, ya que ejercía como instructor de esta especialidad en una escuela de buceo en la zona. Además, sus hermanas corroboraron que de manera habitual nadada desde Los Abrigos hasta La Tejita y luego continuaba hasta El Médano. En una ocasión comentó a estas que quería preparase físicamente para poder entrar en una unidad militar americana.

Ayer, los miembros del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil (GEAS) a bordo de una patrullera del Servicio Marítimo junto con una embarcación de Salvamento Marítimo recorrieron la zona en busca de algún rastro del joven. El miércoles lo hicieron por tierra efectivos de Seguridad Ciudadana así como efectivos del Equipo de Rescate e Intervención en Montaña (Ereim). Mientras, por aire un helicóptero de la Sociedad Estatal de Salvamento Marítimo (Sasemar) rastreaba la zona, sin resultado positivo. A medida que pasan los días la esperanza de hallar al joven se desvanecen. Los GEAS deberán bucear en una amplia zona ya que de ser cierto que nadaba con un lastre de diez kilos y la manos atadas con una bridas, el cuerpo será imposible que suba hasta la superficie.

El miércoles, sus padres que se encontraban de vacaciones en Roma se desplazaron urgentemente a la Isla tras ser informados por sus hijas de la desgracia familiar.

Hoy está previsto que continúen las tareas de búsqueda desde que despunten las primeras luces del día.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine