Imputado un taxista tras sufrir un accidente en el que murió una pasajera

El conductor, vecino de Granadilla, dio positivo en el control de alcoholemia

14.10.2015 | 13:09
Estado en el que quedó el taxi implicado en la muerte de una turista.

El conductor de un taxi de Granadilla de Abona, identificado como E. D. B., de 67 años, quedó imputado por el Equipo de Atestados de la Guardia Civil de Tráfico del destacamento de Granadilla de Abona, acusado de los supuestos delitos de homicidio imprudente y otro contra la seguridad vial. Señalar que esta persona cuando fue atendida por el personal del Servicio de Urgencias Canario (SUC), ya que presentaba un traumatismo de carácter menos grave en miembro inferior de carácter leve rechazó ser trasladado a un centro sanitario.

Esta persona era la conductora del transporte público que el pasado sábado sufrió un accidente de tráfico en el que falleció una turista de 60 años, de nacionalidad británica, identificada como O. M. E. Ch, que sufrió una parada cardiorrespiratoria de la que logró ser recuperada y que fue evacuada hasta el Hospital Nuestra Señora de La Candelaria, donde falleció.

El siniestro tuvo lugar en la autovía TF-1 al colisionar el citado vehículo contra una guagua. En el taxi viajaban tres personas, el imputado, que resultó ileso y otras tres personas más, entre ellas la fallecida, otra que resultó herida grave, un varón de 64 años, también de nacionalidad británica y una ilesa.

Los bomberos tuvieron que liberar a los dos afectados de nacionalidad británica que habían quedados atrapados en el taxi.
Cuando la Guardia Civil de Tráfico llegó al lugar iniciaron las diligencias, entre ellas, las pruebas de impregnación alcohólica, que arrojaron resultado positivo, al parecer 0,57 miligramos de aire por litro espirado. Fue por estos hechos por lo que acabó finalmente imputado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine