El dueño de una joyería se enfrenta a los atracadores y resulta herido en una mano

La víctima, de 64 años, agarró a uno de ellos, que iban encapuchado y con gafas de sol, por el cuello y al otro le cogió el cuchillo por la hoja

06.10.2015 | 12:11
La joyería objeto del atraco permanecía ayer por la tarde cerrada.

Se llama Chano, tiene 64 años y en la mañana de ayer un acto de heroicidad le costó doce puntos de sutura en la mano derecha. ¿Su acción? Enfrentarse a media mañana con los dos atracadores que, provistos de sudaderas, con gafas de sol y provisto uno de ellos, de un cuchillo de grandes dimensiones, trató de asaltar la joyería de su propiedad sita en la calle Imeldo Serís, nº 77, en la capital tinerfeña, sin éxito.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 11:38 horas, cuando dos jóvenes entraron en la joyería Chano y uno de ellos se dirigió a su propietario, que en esos momentos atendía a un cliente y le exigió la entrega del dinero y las joyas. Lejos de amilanarse, Chano agarró a uno de los delincuentes por el cuello, mientras su cómplice hacía ademán de pincharlo. Sin embargo, el joyero que tenía como escudo a uno de los atracadores agarró con su mano derecha el cuchillo por la hoja, lo que le produjo un profundo tajo en su mano derecha por la que comenzó a manar abundante sangre. Ante ello, los dos atracadores que llevaban una capucha puesta y gafas de sol abandonaron de inmediato el local con lo único que pudieron coger, el trabajo que al parecer iba a entregar a este cliente. La víctima salió a buscar ayuda y la encontró en la tienda de discos junto a su establecimiento.

Estos alertaron al Cecoes 112 que envió una ambulancia de soporte vital básico que atendió a la víctima. Lo primero que hicieron fue detener su hemorragia y luego procedieron a su evacuación hasta el Hospital Nuestra Señora de La Candelaria, donde le suturaron la herida (doce puntos) de su mano derecha.

Hasta el lugar se dirigieron varias dotaciones de la Policía Local y del Cuerpo Nacional de Policía quienes dieron una batida por los alrededores sin que pudieran detener a los dos atracadores.

Un comerciante, vecino de la víctima y testigo de los hechos, que pidió guardar el anonimato narró a la opinión de tenerife como sucedió el incidente. "Yo vi a dos chicos, me atrevería a decir que hasta uno de ellos podría ser menor de edad que pasaron varias veces y se quedaron mirando hacia el interior de la joyería. Me llamó la atención que llevaban sudaderas y con el calor que hacía era algo extraño. De repente, salieron corriendo calle abajo y uno de ellos llevaba el cuchillo de cocina de grandes dimensiones y con el mango de color amarillo en una de sus manos. Al momento salió Mario, pálido y sangrando por su mano derecha. Entonces llamamos al 112. El cliente que estaba con él se quedó petrificado. Apenas pudo reaccionar. Sin embargo, ayer por la tarde Chano estuvo un rato en su negocio. Después de los hechos se personó la Policía Científica para tomar muestras de vestigios y realizar la inspección ocular", apuntó este testigo de los hechos.

Puestos en contacto con el gabinete de prensa de la Comisaría Provincial apuntaron que no tenían conocimiento, al menos de manera oficial, de este atraco.

Sin embargo, fuentes policiales dignas de todo crédito consultadas por la opinión de tenerife apuntaron que la Brigada de Policía Judicial lleva las diligencias del suceso, aunque no se habían producido detenciones por este atraco, aunque las pesquisas van por buen camino.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine