Trasladado a Sevilla el hombre que quemó a su expareja en La Palma

David Batista está en estado grave y presenta quemaduras de tercer grado en el 35% de su cuerpo

12.07.2015 | 02:00

El presunto agresor de la joven que murió el viernes por la mañana en la Calle Real de Santa Cruz de La Palma tras ser rociada con un líquido inflamable, fue trasladado ayer a la Unidad de Quemados del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla debido a la gravedad de sus quemaduras. David Batista, de 32 años de edad, se encuentra en estado grave y sufre quemaduras de tercer grado en el 35 % de su cuerpo.

El agresor, quien era la expareja de Laura González, de 27 años, fue trasladado desde el Hospital General de La Palma hasta el aeropuerto de la Isla Bonita sobre las 14:00 horas, después de haber pasado alrededor de 24 horas en el centro hospitalario. Este traslado se realizó en medio de un amplio dispositivo policial que estuvo formado por agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil. David Batista resultó herido con quemaduras con el fuego que él mismo provocó el viernes por la mañana en la tienda de Santa Cruz de La Palma en la que trabajaba su expareja, con quien tiene una hija, y que le causó la muerte instantes después del suceso, sobre las 12 de la mañana.

A la misma hora en la que David Batista era trasladado al aeropuerto, el cuerpo sin vida de Laura González era conducido al cementerio de Santa Cruz de La Palma para ser enterrado. A media mañana tuvo lugar el funeral en el tanatorio del Hospital General, al que acudieron amigos y familiares, así como diferentes autoridades políticas canarias. El obispo de la Diócesis Nivariense, Bernardo Álvarez, ofició la misa en la capilla, donde también estuvieron presentes el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo; el presidente del Cabildo de La Palma, Anselmo Pestana; y el alcalde de Santa Cruz de La Palma, Sergio Matos, entre otros. También acudió la escritora palmera Elsa López, quien dedicará unas palabras a la víctima durante el transcurso de la Bajada de la Virgen que tuvo lugar ayer.

Asimismo, además de por las altas temperaturas que se experimentan durante esta fin de semana en La Palma, el Ayuntamiento capitalino decidió prohibir el manejo de fuegos de artificio durante los actos que tuvieron lugar ayer.

Las condolencias no se hicieron esperar durante todo el día de ayer. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, lamentó el "salvaje asesinato" de Laura González y trasladó a todas las víctimas de violencia de género que no están "solas" sino que cuentan con la ayuda de todos para que puedan "rehacer" su vida en libertad. "Hoy es el momento de decir: no estáis solas, hay un país dispuesto a protegeros y a ayudaros, para rehacer vuestra vida en libertad", aseguró el jefe del Ejecutivo tras conocer el asesinato de la joven palmera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine