17 de abril de 2018
17.04.2018

Más de 2.000 alumnos de 54 centros canarios se examinan estos días de PISA

Las evaluaciones sobre calidad educativa llegan en esta edición a 80 países y valoran por primera vez la capacidad de entender otra cultura Los resultados de las pruebas se recogerán en un informe el año que viene

17.04.2018 | 02:05
Más de 2.000 alumnos de 54 centros canarios se examinan estos días de PISA

Unos 2.270 alumnos de 54 centros educativos canarios se someten desde ayer hasta el 31 de mayo a las pruebas de evaluación que sirven a la OCDE para elaborar el informe PISA (Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes), un documento que da cuenta y contrasta la calidad educativa en los diferentes territorios. A nivel nacional son 40.000 los alumnos examinados, con edades comprendidas entre los 15 años y tres meses y los 16 años y dos meses. El objetivo de esta iniciativa es proporcionar datos comparables que posibiliten a los países mejorar sus políticas de educación.

Las pruebas son realizadas por personas contratadas por la OCDE de forma autónoma, salvaguardando así su independencia de la administración educativa. También hacen los cuestionarios, la selección de centros y el alumnado que se examina. Lo habitual es que seleccionen unos 42 alumnos por centro.

El examen se realiza este año a ordenador, innovación que se introdujo la pasada edición, en el que el alumnado va contestando a preguntas de comprensión lectora, matemática, científica y, por primera vez este curso, sobre la competencia global, que es como se define a la capacidad de entender y apreciar otras perspectivas, otras culturas. Se trata de evaluar unas capacidades que cada vez cobran una mayor relevancia en un mundo interconectado, la capacidad de examinar cuestiones locales, globales e interculturales, comprender y apreciar las perspectivas y puntos de vista del mundo de otros para relacionarlos con el nuestro. Es una sola prueba, en la que se van alternando las preguntas de una u otra competencia.

Este año prima la comprensión lectora en el entorno digital. En este caso es la transformación a la que se están viendo sometidos los proceso de lectoescritura como consecuencia de la implantación de tecnologías digitales la que obliga a poner el foco sobre esta competencia.

El informe PISA, que involucra en esta edición a nada menos que 80 países, se elabora con una periodicidad trianual. Así, el último corresponde a 2016, si bien las pruebas fueron realizadas el año anterior. De igual forma, los exámenes que se están realizando estos días tendrán su traducción en un informe que se hará público en 2019.

La OCDE ha liberado en su web una serie de preguntas de comprensión lectora provenientes del estudio piloto que ha servido de base para elaborar los cuestionarios que están recibiendo los alumnos que pasan los exámenes estos días. El cambio de metodología es importante y se recalca al inicio del documento: "En muchas evaluaciones tradicionales de la competencia lectora, el objetivo es, simplemente, contestar unas pocas preguntas aisladas sobre un texto acerca de un tema general para pasar al siguiente texto a continuación. En contraste con este mundo artificial de las evaluaciones tradicionales de la competencia lectora, las unidades de Competencia Lectora desarrolladas para 2018 están basadas en escenarios. Cada unidad comienza con un escenario ficticio que describe el objetivo que lleva a leer el texto o la colección de textos de la unidad. De este modo, se le da al lector tanto un contexto como un propósito que le ayuda a dar forma al modo en el que busca, comprende e integra la información", señala.

Escenarios

En uno de los escenarios propuestos en el documento, el alumno visita a familiares que crían gallinas. La tía escribe un foro de internet que se centra en la salud de las gallinas y que fue un recurso útil cuando una de las gallinas estaba herida. El texto sobre el que se pregunta al alumno está integrado por un conjunto de mensajes en el foro de la web que usa la tía.

Otro escenario plantea que tres alumnos hallan un anuncio en una cafetería. El anuncio pone que el establecimiento no servirá más leche de vaca y, en su lugar, servirá soja como sustitutivo. Los tres alumnos tienen curiosidad, por lo que buscan información sobre la leche de vaca en sus móviles y debaten los resultados. Así, el texto de esta unidad consiste en dos páginas web.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine