07 de abril de 2018
07.04.2018

Tenerife estrena oficina para asistir a menores víctimas de violencia sexual

Políticas Sociales detecta una tendencia al alza en este tipo de delitos. El Gobierno apuesta por una atención especializada a los afectados

06.04.2018 | 22:59
Tenerife estrena oficina para asistir a menores víctimas de violencia sexual

Tenerife estrena una oficina especializada en atención a menores víctimas de violencia sexual y a sus familias, un recurso que según explicó la directora general de Protección a la Infancia y la Familia, Carmen Morales, servirá no solo para prestar asistencia a los afectados sino para colaborar en el proceso de investigación ante casos de sospecha de abusos a un menor.

Este servicio, ubicado en Santa Cruz de Tenerife, es el segundo de este tipo que se inaugura en el Archipiélago después de que el pasado verano abriera sus puertas una oficina en Gran Canaria, ambas gestionadas por la Fundación Márgenes y Vínculos "que tiene más de 25 años de experiencia en este ámbito en Andalucía", puntualiza Carmen Morales.

La directora general de Protección a la Infancia y la Familia aclara que la decisión de poner en marcha este tipo de recursos "es una necesidad" después de que se detectase "una tendencia al alza de este tipo de delitos entre el colectivo infantil y juvenil", aunque explica que también se trata "de una demanda social" que reclamaba una mejora en la atención a las víctimas menores.

En cualquier caso, desde la Consejería de Políticas Sociales comentan que la importancia de este tipo de maltrato "no viene dada por su incidencia numérica sino por las lesiones, especialmente psíquicas, y su permanencia en el tiempo". "Los efectos más frecuentes a largo plazo de la violencia sexual incluyen miedo, ansiedad, depresión, cólera, hostilidad, comportamiento sexual inadecuado, pobre autoestima, tendencia al abuso de sustancias, problemas alimenticios y dificultada parar relacionarse".

Por eso, Morales sostiene que la violencia sexual es una tipología de maltrato que requiere de "un abordaje integral y multidisciplinar" por las dificultades que conlleva el proceso de detección e intervención. "Existen dificultades en su detección por la intimidad del hecho, por el código de silencio que el perpetrador impone a la víctima y por la dificultad para visualizar los indicadores del abuso, por eso se precisa de una intervención especializada en análisis, diagnóstico y tratamiento de la víctima y de su contexto de relaciones, como la familia, amigos, el colegio", argumenta la directora general.

Por otro lado, también los profesionales que inciden de una y otra manera en el contexto relacional de los menores víctimas de violencia sexual requieren de formación e instrumentos especializados para evitar la victimización secundaria en estos casos. En ese sentido, Morales explica que la oficina "dispone de profesional especializado", atendiendo a las particularidades del colectivo al que se dirige. "Hay que tener en cuenta que muchas veces la víctimas no son conscientes de la magnitud de lo que les está pasando", comenta la directora general, quien añade que "por lo general, muchos de ellos lo interiorizan de tal manera que incluso les cuesta hablar de ello".

Así, asegura que los profesionales que forman parte de la Fundación Márgenes y Vínculos "está especializados en técnicas y herramientas tanto para que los afectados puedan contar sus experiencias" como para iniciar el apoyo necesario tanto a ellos como a sus familias. De esta manera, Morales considera que se trata no solo de atender a las víctimas sino también participar en el proceso de investigación en el caso de sospecha.

En ese sentido, comenta que habitualmente los casos llegan a través de los servicios sanitarios o los servicios sociales municipales "y en el caso de que sean más mayores el procedimiento se inicia con la denuncia de los propios afectados", comenta la directora general.

Por último, Morales muestra su preocupación por que "al alza de este tipo de delitos se une la aparición de nuevas formas de violencia sexual a menores, especialmente adolescentes, tales como el chantaje sexual en parejas o las nuevas formas de acoso a través de las tecnologías".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine