16 de febrero de 2017
ULTIMA HORA
Varios heridos por un ataque con un cuchillo en Múnich

Agricultura inicia nueve expedientes sancionadores en el sector vitivinícola

La Consejería de Agricultura intensifica las inspecciones tras la reducción de la cosecha en la pasada vendimia

16.02.2017 | 14:03
Narvay Quintero y José Díaz Flores.

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias ha iniciado un total de nueve expedientes sancionadores por infracciones en el sector vitivinícola del Archipiélago. El Ejecutivo autonómico intensificó el pasado año las inspecciones, alertado por los productores que advirtieron de que la merma de la cosecha que se registró en la pasada vendimia en las Islas podría producir un incremento de las infracciones en el sector.

El consejero de Agricultura, Narvay Quintero, explicó que la importación de uva foránea está permitida en el Archipiélago para la elaboración de vino a granel, pero está prohibida su utilización para producir vino con Denominación de Origen Protegida (DOP). Por este motivo, la Consejería realizó un seguimiento de las partidas de uvas que entraron en el Archipiélago entre septiembre y octubre del año pasado y realizó inspecciones en un total de 53 bodegas que habían adquirido grandes cantidades de este fruto.

Además se han efectuado 443 controles de aforos, con el fin de controlar las existencias de vino en la bodega, antes y después de la vendimia, para contabilizar la producción, calificación y comercialización del mismo; y se han tomado 29 muestras para analizar las producciones con el propósito de comprobar si cumplen con los requisitos establecidos en la normativa.

El director del Instituto Canario de Calidad Agroalimentaria (ICCA), José Díaz Flores, apuntó que en las inspecciones realizadas se ha llevado a cabo la comprobación de las materias primas utilizadas, las prácticas enológicas realizadas, los registros, el etiquetado y los parámetros físico-químicos del vino.

Según los datos aportados por los Puntos de Inspección Fronterizos del Archipiélago, entre el 6 de septiembre y el 10 de octubre del año pasado, entraron en las Islas alrededor de 600.000 kilos de uvas. La mayoría de ellos destinados a la isla de Tenerife. El ICCA siguió el rastro del 88% del total de la uva importada, teniendo en cuenta las bodegas que adquirieron fuera de las Islas cantidades importantes de este producto.

José Díaz Flores manifestó que el fraude cometido "es testimonial", ya que solo nueve de las 210 bodegas que existen en Canarias cometió algún tipo de infracción en la pasada campaña. De los 600.000 kilos de uva foránea que entraron en el Archipiélago, solo alrededor de 20.000 kilos recibió una mala utilización por parte de los productores.

Asimismo, el ICCA también trasladó al Cabildo de Tenerife los datos de las importaciones de uva que se habían producido en la Isla durante este periodo, para saber si alguno de los compradores era algún guachinche tinerfeño, ya que estos establecimientos tienen prohibido vender vino que no sea de su propia producción. Sin embargo, el Instituto detalló que ningún guachinche había adquirido uva foránea durante el periodo analizado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine