El cerdito 'Peter' busca un hogar

Las quejas vecinales obligan a una familia tinerfeña a entregar en Valle Colino a un cerdo vietnamita

27.09.2016 | 10:15
El cerdito 'Peter' busca un hogar

Peter busca un nuevo hogar y todo apunta a que no tardará en encontrarlo. Valle Colino publicaba ayer en su página de Facebook que este cerdo vietnamita necesitaba una nueva casa donde poder vivir. Las propuestas para adoptarlo no se hicieron esperar y ya hay varios candidatos para acogerlo. Sin embargo, desde el albergue de animales harán un estudio de todas las alternativas. Peter vivía hasta hace tres días dentro de un piso donde su familia, a pesar de tratarlo con cariño, no podía ofrecerle el espacio y el ejercicio que un animal de estas características necesita. Ahora lo importante es que encuentra una casa donde lo acojan con los brazos abiertos pero donde pueda también correr y jugar. Una casa terrera o una pequeña finca tienen que ser la principal opción.

Miriam Pérez, portavoz de la Federación Canaria de Asociaciones Protectoras de Animales y Plantas (Fecapap), explicó ayer que Peter fue entregado el sábado pasado de forma voluntaria. "Lo tenían como mascota. No en todos los ayuntamientos hay normativa específica sobre la tenencia de este tipo de animales", así que existe un vacío legal sobre su cuidado, detalló. Desde la Fecapap no fomentan este tipo de adopciones. "Siempre se le puede dar cariño a los animales, que convivan con las personas, eso nos encanta; sin embargo, no se puede tratar a todos los animales como si fueran perros o gatos que sí pueden estar en un piso", expuso Pérez.

En el ascensor

En este caso, su familia lo sacaba a pasear bajándolo a la calle desde el ascensor del edificio. "Eso supone mucho estrés para él", apostó la portavoz de Fecapap. Las quejas de los vecinos no se hicieron esperar y aunque hace tres años y medio que lo tienen como uno más de la familia, al final exponerse a una denuncia les ha llevado a entregarlo en adopción. "Tiene problemas de sobrepeso. Los cerdos son por naturaleza muy glotones, y, aunque pueden comer de todo, sino tiene una vida activa, alcanzan un peso que no es nada saludable", remarcó Miriam Pérez. "Un cerdo vietnamita puede ser una mascota pero siempre que esté en un lugar adecuado", sentenció.

De momento, a falta de encontrar un hogar de forma definitiva, lleva todo el fin de semana en Valle Colino. Se muestra muy nervioso, algo que las cuidadoras achacan a su desconcierto tras tener que salir de su casa y encontrarse de repente con gente que no conoce. "A muchos les extraña, pero Peter no es el primer cerdo vietnamita que llega a Valle Colino", asumió. De hecho, hasta este albergue no llegan solo perros y gatos. En más de una ocasión se han tenido que responsabilizar de gallinas o caballos. "Nuestro objetivo es encontrarles un buen hogar y eso no solo implica que se trate con cariño a los animales; también es necesario que estén en unas buenas condiciones de espacio, higiene y alimentación", concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine