La Opinión de Tenerife

Begoña Vila, galardonada por el desarrollo del telescopio James Webb

La científica recibe la Medalla al Logro Público Excepcional que entrega la NASA. Estudió en el Instituto Astrofísico de Canarias

16.09.2016 | 00:19
Begoña Vila, en las instalaciones de la NASA.
Begoña Vila, en las instalaciones de la NASA.

El sustituto del Hubble

  • "El James Webb es el sucesor del Hubble. El Hubble mira desde una parte óptica, como nuestros ojos (...) El James Webb es en infrarrojo, es otra longitud de onda que te permite ver más lejos en el tiempo. Ver gracias al calor", apunta la científica. Uno de sus principales objetivos es "ver las galaxias, las primeras estrellas que se crearon tras la explosión del Big Bang". Según la astrofísica, para ver esa primera formación, que fue hace 13.500 millones de años, se necesita el infrarrojo, porque la luz, "a medida que viaja a través del tiempo se va estirando la longitud de onda y esa información se mueve", explica.

Lleva diez años entregada a que la humanidad pueda ver más allá y vislumbrar los orígenes del Universo, es la astrofísica española Begoña Vila, quien el miércoles fue galardonada por la NASA con la medalla al Logro Público Excepcional por su dedicación al desarrollo del telescopio James Webb.

Apasionada desde siempre por las ciencias, estudió a caballo entre Santiago de Compostela y el Instituto de Astrofísica de Canarias, para después completar sus estudios doctorales y postdoctorales en Inglaterra y de ahí saltar a Canadá.

Y allí fue, según relata en una entrevista con Efe, donde comenzó sus primeros pasos con el telescopio James Webb, el más grande jamás construido y llamado a sustituir al famoso Hubble, y en el que científicos de todo el mundo llevan trabajando desde 1996.

Vila, de origen gallego, comenzó a colaborar en 2006 con uno de los cuatro instrumentos que forman el telescopio desde una empresa privada canadiense que había ganado un concurso para participar en el proyecto, pero cuando éste acabó la Agencia Espacial estadounidense (NASA) no la quiso dejar escapar y la fichó.

La astrofísica española estuvo encargada de diseñar y desarrollar el Fine Guidance Sensor (FGS), uno de esos cuatro instrumentos que llevará el James Webb y que servirá de guía y estabilizador del aparato en su periplo por el espacio exterior. Con total dedicación y pasión en sus explicaciones, consciente de que formará parte de un legado sin precedentes y difícil de explicar a quien no es ducho en la materia, Vila cuenta cómo dirige la puesta a punto del telescopio, cuyo lanzamiento está previsto para dentro de dos años.

Tras diez años trabajando en el proyecto, a Begoña Vila aún le quedan unos cuantos más para la puesta a punto y coordinación de los test que tienen que realizar a las estructuras que lo componen para estar seguros de que soportarán un viaje espacial y bajísimas temperaturas (-230 grados centígrados) en el espacio exterior. "El James Webb tiene cuatro instrumentos principales, y después tiene los espejos. Queríamos un espejo más grande, lo hemos hecho pero no entra en el cohete de lanzamiento. Entonces lo hemos hecho con 18 segmentos individuales", detalla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine