El TSJC ratifica el despido de un docente por incitar a los niños al nudismo

El profesor de La Pureza de Santa Cruz de Tenerife estaba condenado por corrupción de menores

05.08.2016 | 13:58

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) ha dado la razón a un colegio concertado de la Isla por el despido de uno docente acusado de haber llevado a un grupo de estudiantes a una playa tinerfeña para instarles a practicar nudismo. Según informa el digital CanariasAhora, los hechos tuvieron lugar el 5 de agosto de 2014 cuando el profesor, condenado por corrupción de menores en 2010, trasladó a los escolares de entre 10 y 11 años a la playa de Las Gavitoas en su coche, pese a que a los padres les había asegurado que irían a Las Teresitas.

Una vez en la playa entró en el agua y se quitó el bañador e instó a los demás a que lo hicieran. Como uno de los menores se negó utilizó a los demás para presionarle. Posteriormente, los llevó a su casa y les invitó a que se ducharan, momento en el que entró en el baño diciendo que iba a recoger al gato. Los responsables del centro educativo aseguran que en reiteradas ocasiones le recordaron al profesor que no está permitido tener contacto con el alumnado fuera del colegio. Pese a lo cual se reunió con varios de ellos fuera del horario de clases para jugar a videojuegos, dice el medio digital.

A todo ello, se unen más hechos como hacer preguntas sobre si se masturbaban o si ya les había salido pelo en las axilas. Igualmente, les instó a mentir sobre el vínculo que les unía diciendo que eran primos o a no dijeran a los padres a la playa a la que habían ido o promover conversaciones sobre sexualidad que alarmaron a los padres. Por ejemplo, les explicó "con detalle" lo que es la pornografía y les enseñó de forma gráfica como es masturbarse usando la expresión "hacerse una paja".

"Resulta que se ha producido no sólo una infracción de la línea educativa del centro de forma grave, impidiendo el cumplimiento de los objetivos del titular en el desarrollo del proyecto educativo, sino que ha incurrido en un grave abuso de confianza en su acción docente sobrepasando los límites de su función tutorial", indica el fallo del TSJC.

Los responsables del colegio, La Pureza de María de Santa Cruz de Tenerife, acusan al docente de haber trasladado a las familias que estas actividades formaban parte de su oferta como centro educativo para dar verosimilitud a su engaño, y obtener autorización para llevarse consigo a sus hijos, incluso a su domicilio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine