Sanidad confirma un nuevo caso de Zika

El tercer caso diagnosticado en Canarias es una mujer de 37 años que no está embarazada y que contrajo la enfermedad en una visita a América Latina

13.04.2016 | 10:02

La Dirección General de Salud Pública de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias confirmó ayer un nuevo caso de Zika en una mujer de 37 años de edad, que no está embarazada, y que había estado un mes en América Latina, comenzando su sintomatología tras su regreso a Canarias. Este nuevo caso se suma a otros dos detectados en marzo. Los tres casos son importados y se han detectado en mujeres no embarazadas procedentes de América Latina. Todos ellos cumplen los criterios de definición de caso establecido en el protocolo de vigilancia de la Enfermedad por Virus Zika, que actualmente está activo para toda Canarias.

Se trata de tres mujeres que habían estado en América Latina en los 15 días previos al inicio de los síntomas. Todas desarrollaron un cuadro clínico leve, no han requerido ingreso hospitalario y se encuentran en buen estado de salud. Los casos han sido confirmados por el Laboratorio de Referencia del Centro Nacional de Microbiología de Majadahonda (Madrid).

La Consejería de Sanidad recuerda que como consecuencia de la vigilancia entomológica que se viene realizando en Canarias desde la Dirección General de Salud Pública con la colaboración del Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias, no se han detectado los mosquitos transmisores (Aedes aegyptii y Aedes albopictus) por lo que no hay riesgo de transmisión autóctona de la enfermedad.

La enfermedad por virus Zika es una patología emergente transmitida por mosquitos del género Aedes. Presenta una sintomatología por lo general leve que puede pasar desapercibida o diagnosticarse como dengue, chikungunya u otras patologías virales que cursan con fiebre y exantema. Recientemente se han descrito cuadros neurológicos de gravedad asociados a infecciones previas con este virus.

Los síntomas principales son: fiebre, exantema maculo-papular, que se extiende frecuentemente desde la cara al resto del cuerpo, artritis o artralgia pasajera con inflamación de articulaciones, principalmente en las pequeñas articulaciones de manos y pies, hiperemia conjuntival y otros síntomas inespecíficos como mialgia, cansancio y cefalea. El periodo de incubación oscila entre tres y 12 días y la duración de la sintomatología entre dos y siete días. Las infecciones asintomáticas son frecuentes y se estima que tan solo uno de cada cuatro infectados desarrolla clínica.

El virus Zika se transmite por la picadura de un mosquitos del género Aedes. Existe además evidencia de que la transmisión perinatal a partir de madres infectadas y virémicas es posible, de forma transplacentaria o durante el parto. El virus se ha detectado en sangre, saliva, orina, semen y leche materna. Se ha descrito la posibilidad de transmisión por vía sexual así como por transfusión sanguínea.
La Comisión de Salud Pública aprobó el pasado 15 de febrero de 2016 el Protocolo de vigilancia epidemiológica de la enfermedad por virus Zika, elaborado con el objetivo de establecer los procedimientos y estrategias para detectar de forma precoz los posibles casos importados y autóctonos y garantizar el correcto manejo de los mismos.

Los médicos de la Comunidad Autónoma Canaria deben declarar de forma urgente, todos los casos sospechosos de Enfermedad por Virus Zika al Servicio de Epidemiología y Prevención de la Dirección de Salud Pública del Servicio Canario de la Salud.

El documento elaborado para ello por el Servicio de Epidemiología y Prevención de la Dirección General de Salud Pública del Servicio Canario de La Salud establece la definición de caso sospechoso, los procedimientos a seguir, y otras consideraciones de Salud Pública relativas a donación de sangre, posibilidad de transmisión sexual y viajes a zonas afectadas.

Las enfermedades transmitidas por vectores son una prioridad en la Dirección General de Salud Pública por su emergencia y reemergencia mundial. En Canarias se viene trabajando desde hace años en la detección de mosquitos transmisores de enfermedades: ya en 2008 nuestra comunidad se incorporó al Programa de Cooperación Transnacional con la finalidad de crear mapas de riesgo de enfermedades transmitidas por mosquitos.

En colaboración con el Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de la Universidad de La Laguna, se efectúa desde entonces un programa Vigilancia entomológica en aeropuertos y puertos frente a vectores importados de enfermedades infecciosas exóticas.

Relación con la microcefalia

Un grupo de científicos brasileños divulgó hoy un estudio que constata la relación entre el virus del Zika y los casos de microcefalia en recién nacidos, que han aumentado exponencialmente en los últimos meses. El estudio fue realizado por investigadores de la Universidad Federal de Río de Janeiro (UFRJ) y el centro privado Instituto D´Or y fue publicado en la revista científica Science.

Hasta ahora, la Organización Mundial de la Salud (OMS) no considera que haya una comprobación científica del nexo entre el virus y los casos de malformaciones fetales, aunque la propia directora general del organismo, Margaret Chan, había admitido que "las evidencias circunstanciales son abrumadoras".

Los investigadores constataron que el virus del Zika destruye tejidos neuronales en formación, para lo que hicieron un experimento en células madre fetales, llamadas neuroesferas, y en organoides cerebrales, unos tejidos creados en laboratorio, de dos milímetros de extensión, que imitan el córtex cerebral.

Uno de los responsables del estudio, el neurobiólogo Stevens Rehen, afirmó que el virus del Zika causó "grandes alteraciones" o la "destrucción" de los tejidos neuronales en apenas seis días y una reducción del tamaño de los organoides. Los organoides cerebrales fueron infectados por el zika durante once días, un período que sería equivalente al desarrollo de un cerebro durante el primer mes de gestación, y los investigadores observaron que el tejido creció un 40% menos de lo normal. El estudio no aporta datos sobre el posible vínculo entre el zika y el síndrome de Guillain-Barré, que también se cree que podría estar relacionado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine