Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa

La mayoría de la oposición, a favor de tramitar la paralización de la Lomce

PP, Foro Asturias y UPN declinan la propuesta socialista mientras que Ciudadanos se abstiene

06.04.2016 | 13:27

La mayoría de la oposición al Gobierno en funciones se mostró ayer a favor de que el Congreso tome en consideración la proposición del PSOE para la suspensión del calendario de la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) y su derogación posterior, mientras que Ciudadanos se abstuvo y ERC votó en contra.

Por su parte, el PP, grupo mayoritario, además de Foro Asturias y UPN, éstos en el grupo mixto, también votaron no, según anunció en el debate, al que ha asistido el ministro de Educación en funciones, Íñigo Méndez de Vigo. En el Pleno de la Cámara, a falta de la votación, el diputado socialista Rafael Simancas precisó que la paralización es el "primer paso" para la derogación efectiva y sustitución por una nueva regulación "estable y perdurable", fruto de un "gran pacto social y político".

Constató, no obstante, que será difícil, dadas las "grandes diferencias ideológicas" entre socialistas y el PP. La Lomce, argumentó, es una ley "impuesta por una mayoría coyuntural", en alusión al PP y a la legislatura pasada. El PSOE defiende su final porque es "inasumible" para profesores, alumnos y familias y de aplicación "conflictiva" para comunidades y centros.

El futuro de España será lo que sea su educación, así que los socialistas no quieren, dijo, el atraso, la desigualdad ni el autoritarismo, los "ejes" de la Lomce. Reprochó al Ministerio de Educación que no aceptara la moratoria de la implantación ("precipitada, contradictoria y sin recursos suficientes"), que le han solicitado hasta 12 comunidades, entre las que se encuentra Canarias.

Además, arremetió contra la evaluación final de sexto de Primaria, "anacrónica e inútil" para detectar problemas de aprendizaje, pues se realiza al terminar esta etapa. Las intenciones, interpretó, son "clasificaciones competitivas" de centros para "estigmatizar a los pobres" y "premiar a los ricos".

También criticó la próxima desaparición de la selectividad para sustituirla por una "reválida punitiva", la nueva evaluación final de Bachillerato. Los alumnos de segundo de Bachillerato con suspensos que han estudiado con el modelo de la LOE tendrán que repetir con el de la Lomce, lo que "no tiene ningún sentido", aseguró. "Es un desastre que tenemos que parar y derogar", una ley "low cost", "mercantilista", que "devalúa" la FP, pero refuerza los "rezos", resumió Simancas.

Le replicó la diputada del PP Sandra Moneo, quien lamentó que el PSOE haya decidido situar la educación "en el centro del enfrentamiento político". Los socialistas, prosiguió, "no pueden dar lecciones ni de respeto democrático ni de búsqueda de acuerdo", y se ha mostrado en contra de "volver a recetas educativas del pasado".

La diputada popular apeló a la responsabilidad de todos los grupos para evitar las consecuencias de una paralización y ha expresado la necesidad de un gran pacto por la educación "de una vez por todas".

Ione Belarra, de Podemos, anunció el apoyo a la iniciativa como "primer paso" para la derogación "completa, inmediata e inequívoca" de una ley que pretende convertir la educación en "negocio de unos pocos", mientras Antonio Roldán (de Ciudadanos) pidió a los "viejos partidos" abandonar la retórica de la confrontación sobre una educación "excesivamente politizada" porque "parar, derogar, ir para atrás" no sirve de nada, sino que hay que sentarse en una mesa para encontrar respuestas en un pacto educativo.

"Preocupante" para CC

La diputada de CC, Ana Oramas, lamentó la "ausencia de diálogo" en la Lomce y reclamó una nueva ley con el apoyo de todos Asimismo, criticó varios aspectos, a su juicio "preocupantes" que afectan a Canarias, entre los que citó la supresión de los ciclos de la Educación Primaria, "que dificulta el respeto a los ritmos de aprendizaje individualizado"; la existencia de centros que segreguen al alumnado por sexos, "una medida discriminatoria y contraria a la convivencia en pleno siglo XXI"; la transformación de los Consejos Escolares "en meros órganos ´informativos" o las llamadas ´Evaluaciones Externas´, "que establecen rankings sin tener en cuenta los contextos socioeconómicos, ni entre comunidades autónomas, ni dentro de ellas".

La representante de CC puso de manifiesto que, en este proceso, no se han tenido en cuenta las particulares características de Canarias, regulando que estas pruebas las aplique funcionariado externo a los centros. En este punto se preguntó: "¿Sabe el Estado que en Canarias somos ocho islas y lo que supondría desplazar al profesorado? ¿Sabe el Estado que tenemos alumnado disperso en escuelas unitarias y en un territorio orográficamente complicado? ¿Se ha tenido en cuenta cómo organizar la aplicación de las pruebas en los centros privados?", inquirió.

La diputada nacionalista lamentó que "una vez más, se trata igual a quienes son distintos", y apostó por "una nueva Ley de Educacio?n apoyada por todos los partidos políticos y refrendada por la sociedad, que tenga estabilidad en el tiempo y donde la Formación Profesional tenga un papel fundamental". "Estamos hablando de la Educación. De aquello que vertebra las sociedades, que forma ciudadanos responsables, que crea conciencia crítica y que diferencia a un país avanzado de otro subdesarrollado", concluyó Ana Oramas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine