ÚLTIMA HORA

El talento que se esconde en la ULL

Coral Díaz logra el premio al mejor expediente del curso pasado tras graduarse en Estudios Ingleses con un 9,54

14.03.2016 | 13:23
Coral Díaz, mejor expediente de la ULL ayer en el Paraninfo.

Terminar una carrera con una nota cercana a un diez no es fácil. Requiere esfuerzo y sacrificio. Aunque el camino cuesta menos si se trata de una titulación que casi es un hobbie. Es al menos el resumen que hace Coral Anaid Díaz de su éxito. La joven concluyó el curso pasado el grado de Estudios Ingleses en la Universidad de La Laguna (ULL) con un 9,56, lo que la convierte en la egresada de la institución tinerfeña con mejor expediente en 2014/15.

Este hito ha provocado que la joven sea la galardonada este año con el IV Premio Mejor Expediente Académico ULL que entrega la Asociación de Antiguos Alumnos y Amigos de la Universidad de La Laguna (Alumni-ULL), reconocimiento que además lleva aparejado una dotación económica de 1.000 euros.

Coral Díaz, que tras acabar su carrera cursa ahora un más de estudios de género en la propia institución tinerfeño, asegura fue "siempre de buenas notas" aunque admite que la titulación de educación superior es diferente a los estudios secundarios. "Las clases teóricas me costaban más, pero no tanto los seminarios o las lecturas", explica la joven. De hecho, considera que parte de su facilidad para sacar de manera excelente Estudios Ingleses se basa en su pasión por la lectura y los idiomas.

A pesar de que lamenta que durante el último año no haya podido hacer tanto caso a la literatura, cifra en "unos diez" los libros que devoró en ese tiempo: "De adolescente leía muchísimo más, era de las que un libro de más de 600 páginas me duraba dos días", comenta Coral Díaz. A pesar de este amor por la literatura, los estudios de filología no fueron su primera opción al entrar en la Universidad de La Laguna, ya que primero se matriculó en Historia del Arte.

Unos meses después abandonó la titulación y reorientó su formación hacia su vocación: "Siempre se me dieron bien los idiomas, por eso pensé en Estudios Ingleses y no me equivoqué", afirma la estudiante quien entiende que entre las mejores cosas que ha aprendido durante los años del grado se encuentra la posibilidad de formarse en dos ámbitos, puesto que aprendió literatura a la par que la lengua de Shakespeare.

También descubrió nuevas formas de vivir su vocación y se enamoró de una poetisa británica, Carol Ann Duffy, de la que dice que es su autora favorita. Su carácter ecléctico se confirma cuando habla de otro de sus géneros preferidos: la novela gráfica. "Me gusta el cómico y de hecho fue el tema que elegí para el trabajo de fin de grado", asegura.

Además, la aún estudiante de la ULL explica que entre sus hobbies se encuentra el dibujo, arte al que dedica menos tiempo del que le gustaría. ¿Combinar la literatura y el dibujo a través de su propia novela gráfica? Es posible, pero según ella misma resume "ojalá pudiera, si tuviera el talento y la energía".

Desde luego, a Coral Díaz no le faltan ganas de seguir avanzando en el conocimiento y ya avanza que cuando concluya el máster (le queda aún un curso), confía en que su siguiente paso profesional sea la investigación. "Espero hacer un doctorado y aunque todavía no tengo claro en qué sentido seguramente será algo relacionado con el género en el literatura", afirma para argumentar que el postgrado que está realizando al respecto le está resultando "muy interesante".

Dependerá de los recursos financieros puesto que carrera y máster conllevan un esfuerzo económico importante al que es complicado sumarle el coste del doctorado.... "quizá si lograra una beca", suspira la joven.

Probablemente por eso no piensa demasiado en qué gastar los mil euros del premio otorgado por Alumni más allá de ahorrar. "Tengo pendiente sacarme el carné de conducir pero el resto se quedará para más adelante", dice. Respecto al permiso de conducción, sigue sin tenerlo más por falta de tiempo, porque a pesar de la tranquilidad y humildad con la que habla de sus calificaciones también sostiene que "hay mucho esfuerzo detrás y necesidad de privarse de muchas cosas".

Aún así, se describe como una "joven tranquila" y sin demasiadas actividades de ajetreo en su vida. "Evidentemente me gusta salir, como a todos, pero mis hobbies en realidad son más escribir, dibujar o leer", resume Coral Díaz, que ayer recibió el premio en el Paraninfo de la ULL.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine