La Audiencia Nacional juzga a un poderoso clan de la Camorra que operaba en Tenerife

La fiscalía pide 10 años de cárcel para cada uno de los 21 mafiosos

25.01.2016 | 00:02

Un total de 21 supuestos miembros del clan de la Camorra Nuvoletta se enfrentan cada uno a diez años de cárcel por asociación ilícita y blanqueo de capitales mediante actividades inmobiliarias y de hostelería principalmente en Tenerife, donde actuaban desde el final de la década de los 90. Para uno de ellos, Vicenzo Panico, el fiscal solicita además de esa pena otro año y nueve meses de prisión por tenencia ilícita de armas, según el escrito de conclusiones de la Fiscalía Anticorrupción.

Los acusados, entre ellos Giuseppe Polverino, O Barone, uno de los principales capos de la Camorra en España y extraditado a Italia después de haber sido arrestado en Jerez de la Frontera (Cádiz) en 2012, tendrán que declarar en el juicio que hoy comienza en la Audiencia Nacional. No lo hará Giuseppe Felaco, conocido como Peppe Nazzaro, ya fallecido y quien llegó a controlar las inversiones de los clanes camorristas en Canarias, en especial en Tenerife, informó Efe.

Recuerda la fiscalía que el clan Nuvoletta ha enviado desde hace años a España a varios de sus representantes para encargarse de sus intereses personales y económicos en nuestro territorio. Según el fiscal, su principal territorio en Italia es la pequeña ciudad de Marano, en Nápoles, y a pesar de que sus líderes originarios ya han fallecido o están en la cárcel, mantiene su estructura de funcionamiento similar a la mafia siciliana, con la que mantiene "fuertes vínculos".

Aliado con los subclanes Nettuno y Polverino, el Nuvoletta se ha dedicado al tráfico de drogas, sobre todo de hachís desde Marruecos pasando por España para distribuirlo en Italia, así como a las estafas y extorsiones en el sector de la construcción y al control de operaciones hoteleras, amén de ajustes de cuentas y disputas con clanes rivales.

Y en España el clan realizó a finales de la década de los 90 importantes inversiones inmobiliarias, entre ellas la construcción de un complejo turístico en Adeje (Tenerife), denominado Marina Palace. El fallecido Giuseppe Felaco, que llegó a formar parte del grupo de fuego del clan, es decir, a quienes se encargaban los homicidios, se ocupó del tráfico de hachís procedente de Marruecos, que se introducía en Italia desde España por carretera en dobles fondos de los coches.

Junto con otro de los acusados, Pietro Nocera, llevaba los negocios de la organización, sobre todo los inmobiliarios. Tras su ingreso en prisión en Italia por varios delitos, volvió a España y se hizo cargo del subclan emergente Polverino.

Un entramado de sociedades -hasta 35 implicadas, según el fiscal- daba cobertura a las inversiones del clan y el blanqueo de capitales a través de la compra de "abundante patrimonio inmobiliario".

De hecho, la construcción del complejo turístico Marina Palace en Adeje se realizó con capitales procedentes del Nuvoletta y la explotación turística e inmobiliaria de sus 162 apartamentos estuvo bajo el control de sociedades instrumentales gobernadas por los camorristas. Por la venta de inmuebles de esa promoción, los ingresos ascendieron a algo más de 12 millones de euros. En toda esta actividad ilícita estuvieron implicados, además del fallecido y un hijo, también muerto, los 21 acusados a los que cita el escrito de la fiscalía.

Uno de los detenidos en la operación Pozzaro contra la Camorra y que será juzgado desde hoy fue candidato del Partido Popular (PP) en Adeje. El letrado italiano Domenico di Giorgio ocupó el número 4 de la lista popular en las elecciones municipales de 2011, aunque luego dimitió aduciendo razones personales ante la Junta Electoral Central de Granadilla con fecha 27 de abril de 2011 y registrado el 2 de mayo de 2011. El abogado italiano se encargaba en la trama mafiosa desarticulada de un puesto destacado, según la investigación. Se había ganado la confianza del supuesto cabecilla de la red, según la documentación examinada por los agentes que participaron en la operación policial. Di Giorgio aparece en una foto con el actual presidente de España, Mariano Rajoy, posando durante un acto electoral en 2011.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine