129.480 niños viven por debajo del umbral de la pobreza en Canarias

El Archipiélago es la comunidad española con el peor resultado en sus políticas de protección de la infancia

29.06.2014 | 02:00

En Canarias hay 129.480 niños y niñas bajo el umbral de la pobreza, es decir el 35,1% de la población canaria menor de 18 años. Este dato sitúa al Archipiélago en la cola de las cinco comunidades autónomas con peores resultados, por detrás de Castilla-La Mancha, Extremadura, Andalucía y Murcia, según el informe La infancia en España 2014 publicado por Unicef, organismo de Naciones Unidas. Por el contrario, las comunidades con mejores resultados son de Navarra, País Vasco y Madrid.

Hay que tener en cuenta que en los países desarrollados la pobreza suele tener más que ver con el riesgo de exclusión social y la falta de oportunidades que con una grave privación material. Así, en estos países un niño en riesgo de pobreza es aquel que vive en un hogar en el que los ingresos (incluidas las pensiones y otras transferencias sociales, y descontados los impuestos) están por debajo del mencionado umbral de pobreza, que cambia cada año y que en España en 2013 se situó en 8.114 euros de ingresos anuales para una persona y en 17.040 para una familia con dos adultos y dos niños menores de 14 años.

Privación de material

A pesar de eso, sigue habiendo niños en zonas desarrolladas que sufren privación de material severa, que se da cuando en una misma familia se unen cuatro factores: no poder comer tres veces a la semana pescado y carne, no poder irse de vacaciones una semana al año, no poder pagar la hipoteca o el alquiler todos los meses y no ser capaz de afrontar gastos imprevistos. En España la tasa media de esta privación severa es del 8,3% y en Canarias es del 12%.

La coordinadora de Unicef en Canarias, Rosario Pérez, explica que las políticas de infancia son competencia de la comunidad autónoma, cuyo presupuesto para tal fin ha sido reducido considerablemente. "La pobreza sigue teniendo rostro de niño", asegura Pérez, y añade que las inversiones públicas para la infancia "no deben hacerse a ciegas, sino que deben buscar la eficacia y la eficiencia, entendiendo el valor social que tienen los niños".

Por esto, Unicef propone una gran pacto de Estado por la infancia entre los políticos, los sindicatos, y el resto de la sociedad, con la educación como uno de los factores más importantes para lograrlo. En este punto, Pérez destaca que aunque la educación no es obligatoria para los niños de cero a 3 años, Unicef insiste en la importancia de invertir en la educación en esta franja de edad. "Por ejemplo, si pensamos en términos de discapacidad, el diagnóstico precoz es fundamental que se haga en ese intervalo de tiempo". Además, añade, "muchos padres no pueden trabajar o compatibilizar el horario laboral por falta de ese recurso de apoyo para poder tener a su hijo en un lugar seguro".

Fracaso escolar

En el capítulo de educación, Unicef también informa de que la tasa de fracaso escolar en Canarias es del 27,7%, y la de abandono escolar es del 28,3%. En cuanto a la escolaridad en el primer ciclo de Educación Infantil, la media estatal es del 30,07% y la canaria es del 7,0%.

En cuanto a la apertura de los comedores de los colegios canarios durante el verano para los niños sin recursos, Rosario Pérez considera que este tipo de medidas son necesarias, aunque deberían ser extraordinarias. "Nos parece bien que se den estas medidas, pero también hay que trabajar el medio plazo para atender a la previsión y a la prevención para que esta clase de situaciones no vuelva a suceder".

Para reconducir la situación de la infancia en Canarias, el comité de Unicef en el Archipiélago está trabajando con los responsables políticos y, al igual que ocurre a nivel nacional, ha propuesto un pacto autonómico que previsiblemente se firmará este año.

Este gran acuerdo deberá tener el consenso de todos los sectores de la sociedad y, además de lograr más presupuesto para la infancia, este deberá ser "bien pensado y planificado". Para lograrlo, Unicef apuesta por elaborar antes un diagnóstico exhaustivo sobre la situación de los niños y niña de Canarias. Por este pacto autónomico ya está trabajando el Parlamento canario junto a Unicef.

También se contempla la aprobación del II Plan de Infancia de Canarias, ya que el primero terminó en 2010. "Queremos que el enfoque del plan sea preventivo para evitar que suceda lo que está sucediendo".

Enlaces recomendados: Premios Cine