Extranjería deniega la residencia a padres con hijos isleños

Veintiocho asociaciones de Tenerife alertan a Fiscalía de que los menores quedan despojados de los servicios más básicos

31.07.2013 | 23:51

Veintiocho asociaciones tinerfeñas acudieron ayer a la Fiscalía de Menores y para registrar un escrito en el que informan al fiscal coordinador del área, Manuel Campos Davó, de que la Oficina de Extranjería de Santa Cruz de Tenerife "vulnera los derechos fundamentales de los menores de nacionalidad española" al denegar de forma sistemática la renovación y/o prórroga del permiso de residencia a sus padres.
La decisión de estas entidades de denunciar esta situación y solicitar una reunión con el fiscal ha sido tomada tras esperar en vano una respuesta de la Subdelegación del Gobierno de España, a la que el pasado mes de abril le explicaron lo que estaba ocurriendo.
Según el Reglamento sobre derechos y libertades de los extranjeros en España y su integración social, se puede conceder un permiso de residencia temporal cuando se trate de una persona con uno o varios hijos de nacionalidad española, siempre que el solicitante del permiso tenga a cargo al niño y conviva con él, o al menos esté al corriente de sus obligaciones paternofiliales.
Sin embargo, y según denuncian estas asociaciones, los permisos se deniegan en base a criterios que consideran "arbitrarios" y contrarios a la normativa de la Unión Europea y de España.
Así, los hijos de aquellas personas que quedan en situación irregular en Santa Cruz de Tenerife sufren indefensión, ya que "sus progenitores están siendo excluidos del acceso a prestaciones y servicios". Estos servicios son básicos, como "la prestación económica por tener hijos a cargo, la prestación canaria de inserción, el acceso a escuelas infantiles y comedores sociales y la intermediación laboral en las oficinas de empleo", entre otras.
Las 28 asociaciones indican que cada día hay más progenitores extranjeros residentes en Canarias que acuden a los tribunales para denunciar las actuaciones de Extranjería y que las sentencias que emiten los jueces en España y en la Unión Europea están siendo favorables a las demandantes. Sin ir más lejos, el pasado mayo hubo una sentencia del Juzgado de lo Contencioso Administrativo de Santa Cruz de Tenerife número 4 favorable a la denunciante.
En este caso, la Subdelegación del Gobierno de España en la provincia tinerfeña fue demandada por denegar la tarjeta comunitaria a una mujer boliviana con una hija española de cinco años.
Esta ciudadana tenía la guardia y custodia de la pequeña, hija también de un español. Además, la demandante disponía de permiso de residencia y trabajo por cuenta ajena.
En la sentencia, el juez estima: "es evidente que el disfrute de un derecho de residencia por un niño de corta edad implica necesariamente que el niño tenga derecho a ser acompañado por la persona que se encarga de su cuidado efectivo y, por lo tanto, que esta persona pueda residir con él en el Estado miembro de acogida".
Asimismo, las asociaciones que ayer acudieron a la Fiscalía de Menores informaron de que otra de las madres extranjeras a las que Extranjería de Santa Cruz de Tenerife le ha denegado reiteradamente la renovación de su permiso de residencia y trabajo ya ha interpuesto una demanda ante el Contencioso Administrativo.
La defensora del pueblo, Soledad Becerril, también está estudiando otro caso de Santa Cruz de Tenerife, que muy posiblemente llegará también a los tribunales. Se trata de otra madre extranjera con hijos menores de nacionalidad española.

Enlaces recomendados: Premios Cine