Tenerife, eje de la investigación

El Cabildo insular y la ULL impulsan la creación de un organismo para estudiar patologías que causan la muerte a cuatro millones de personas cada año

01.03.2013 | 00:59
Tenerife, eje de la investigación
Tenerife, eje de la investigación

Tenerife quiere convertirse en eje de la investigación para luchar contra las enfermedades tropicales, dolencias que afectan al 75% de la población mundial y que causan la muerte a cuatro millones de personas al año. Aunque tanto desde el Cabildo insular como desde la Universidad de La Laguna (ULL) se ha trabajado en esta materia desde 2001, la aspiración de ambas instituciones es recabar fondos privados para que todas las acciones iniciadas no queden en saco roto.

Con el aval del trabajo del científico colombiano Manuel Patarroyo y el empeño del tinerfeño Basilio Valladares, ayer vio la luz la Fundación Canaria para el Control de Enfermedades Tropicales. Se trata de una asociación creada para, aprovechando la fórmula del mecenazgo, la búsqueda de fondos privados o públicos que financien las investigaciones, la formación y la creación de centros y laboratorios de estudio en los países con mayor prevalencia de estas patologías, fundamentalmente en África.

Tanto el presidente del Cabildo insular, Ricardo Melchior, como el rector de la Universidad lagunera, Eduardo Doménech, coincidieron en hacer un llamamiento a la colaboración para "dar pronto a la humanidad una gran noticia", según Melchior, quien se refirió así a los trabajos que realiza Manuel Patarroyo en la búsqueda de una cura para la malaria "y a otros estudios en los laboratorios que hemos ido creando". "En el futuro se debe resolver, controlar y erradicar las enfermedades tropicales y eso pasa por la unión de todos", añadió el presidente insular.

Mientras, Doménech recordó que el objetivo de usar la posición geoestratégica de Canarias para convertir al Archipiélago en plataforma de desarrollo al continente vecino "debe dejar de ser solo una referencia en los discursos". Por ello, pidió a las empresas e instituciones que "se vuelquen con la Fundación", sobre todo después de que "los recortes han llegado al límite de poner en peligro la continuidad de la investigación".

De hecho, los trabajos en materia de enfermedades tropicales son parte fundamental de la estrategia investigadora de la institución lagunera, que incluso incluyó sus acciones en el proyecto del Campus Atlántico Tricontinental, que ha perdido la financiación que recibía por parte del Gobierno central .

Esta supresión, acompañada de los ajustes en materia de investigación, han hecho peligrar tanto la permanencia del Instituto de Investigación de Enfermedades Tropicales como la Plataforma Atlántica para el control de las Enfermedades Tropicales, que hasta ahora trabajaban en la investigación de las patologías, estudios de incidencia en la población y formación de profesionales, entre otros.

El responsable de ambas instituciones, el catedrático de la ULL Basilio Valladares indicó que los objetivos que se recogen en los estatutos de la nueva Fundación siguen las mismas líneas que se han desarrollado hasta ahora y que persiguen reducir o erradicar las consecuencias de enfermedades como la malaria o el dengue "que también se sufren en países desarrollados". Aún así, Valladares destacó de entre los fines de la Fundación se encuentra "dar continuidad a las acciones del instituto y contribuir para que los centros que pertenecen a la Plataforma sean referencia en investigación".

El catedrático de la ULL, que quiso agradecer de manera especial el apoyo de Ricardo Melchior a la investigación universitaria, concluyó con un aviso o promesa: "Trabajando juntos tengan seguro que acabaremos controlando la principal causa de mortalidad y morbilidiad del mundo, es decir, las enfermedades tropicales".

Para iniciar la Fundación, se han puesto de acuerdo no solo la Universidad, el Cabildo y el propio Instituto de Enfermedades Tropicales, sino un importante número de instituciones y patronos, entre los que destaca el Gobierno de Senegal, cuyo líder, Macky Sall, será presidente de honor de la Fundación. Además, firmaron ayer su compromiso con las enfermedades tropicales representantes de las cooperativas farmacéuticas Cofarte y Cofares, los laboratorios Cinfa y Lilly y destacadas personalidades de la Isla en este ámbito, tales como el presidente del Colegio de Farmacéuticos de la provincia, Guillermo Schawrtz o el decano la Facultad de Farmacia, Enrique Martínez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine