17 de abril de 2018
17.04.2018

El incendio calcina el ala norte del Balneario pero no daña su estructura

El Ejecutivo canario se comprometió hace más de un año a acometer la rehabilitación de este edificio con una inversión de 4 millones

17.04.2018 | 18:06
Incendio en el Balneario de la capital.

El incendio que se produjo en la tarde noche del pasado lunes en el Balneario de Santa Cruz calcinó por completo el ala norte del inmueble, un espacio que se había destinado al almacenamiento de diferente tipo de mobiliario de la antigua instalación. Sin embargo, las primeras valoraciones descartan que se hayan producido daños en la estructura del inmueble que espera desde hace años su rehabilitación.

Así lo confirmó este martes 17 de abril a La Opinión de Tenerife la primera teniente de alcalde y concejal de Seguridad, Zaida González. La edil manifestó que todavía se desconocen las causas que propiciaron el fuego y ahora se procederá a la limpieza de este espacio. La responsable municipal apuntó que en esta sala se almacenaban muebles y cuadros del antiguo comedor del edificio que han quedado totalmente calcinados por las llamas.

La alerta se realizó sobre las 20:30 horas del pasado lunes cuando se detectó que salían humo de esta parte del edificio. Hasta allí se trasladaron varias dotaciones del Consorcio de Bomberos que sofocaron las llamas en el piso superior y comprobaron que no había nadie en el interior. También acudieron agentes de la Policía Portuaria, Local y Nacional.

El incendio es solo otro capítulo más de la historia de abandono que ha sufrido el que antaño fuera uno de los lugares de encuentro de la sociedad santacrucera con el mar, ya que la zona se encontraba rodeada por playas y piscinas. El edificio se inauguró en el año 1930 y se trata de una de las muestras más características de la arquitectura racionalista.

Con la ampliación del puerto de Santa Cruz este espacio quedó alejado de la costa y finalmente tuvo que cerrar en 1992. Con el desuso comenzó entonces el mayor deterioro de la infraestructura que necesita una rehabilitación.

Algunas asociaciones, como la Plataforma de Defensa del Balneario de Santa Cruz de Tenerife, después de reclamarlo durante varios años, lograron arrancar en febrero de 2016 el compromiso de la consejera de Hacienda, Rosa Dávila, de que se llevaría a cabo la renovación del inmueble que es propiedad del Gobierno de Canarias.

La consejera explicó en su momento que el primer paso que se debe realizar es la reparación de los elementos estructurales, una obra que tendrá un coste de algo más de un millón de euros, ya que los análisis químicos realizados por la Dirección General de Patrimonio detallaron que el principal deterioro del inmueble se debe al proceso de carbonatación de la estructura.

Tras esta actuación, se procedería a la terminación del edificio que se estimaba que debería tener una inversión de 3,1 millones de euros.

Ya hace un año desde que el Ejecutivo regional anunció que los primeros trabajos para la rehabilitación del Balneario saldrían a concurso público en pocos meses y todavía no se ha procedido a licitar la actuación.

La primera teniente de alcalde manifestó que en el Ayuntamiento desconocen el estado en el que se encuentra este proyecto después de muchos meses de espera, aunque admite que el proceso es "complicado" ya que se trata de un Bien de Interés Cultural (BIC).

En cuanto al uso al que se destinará el Balneario una vez esté renovado, ya se ha destacartado que pueda reabrir sus puertas como zona de ocio marítima como han solicitado en varias ocasiones diversas asociaciones.

En el pleno del pasado mes de noviembre, el Ayuntamiento de Santa Cruz se adhirió a la propuesta formal planteada por el colectivo de asociaciones Habla, juntos por San Andrés para la habilitación de un centro de mayores en el antiguo Balneario de la capital. El Consistorio quiere ubicar además en el mismo edificio el centro de salud que ahora mismo presta servicio en la Casa del Mar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine