13 de enero de 2018
13.01.2018
Concurso de murgas adultas La cuenta atrás

"No somos los favoritos"

Javi Lemus afirma que "las murgas que tienen un montón de Primeros colgados en el local son otras". Promete más innovación e ingenio en la apuesta de Zeta Zetas

14.01.2018 | 09:34
Javi Lemus, preparando ayer algunos de los artilugios que llevarán a concurso.

"Para todos es mucho mejor que la final sea en sábado"

  • Cantar a los animales abandonados y una apuesta muy visual que les permitió teletransportarse durante la actuación de la final valió a Zeta Zetas para levantar su primer premio de Interpretación, un logro por el que venían trabajando desde hacía mucho tiempo. Para este año, el grupo chicharrero prepara un repertorio similar al de los Carnavales pasados, pero con más trabajo y competencia. De hecho, ya ha trascendido que otros colectivos también optarán por la misma línea que ellos. No en vano, en poco tiempo han hecho escuela. El sello de Zeta Zetas podría llevar al concurso a otra dimensión. Lo que cambiará, seguro, es el número de formaciones que se clasificarán para la final. Este año serán ocho, lo cual Lemus no considera "ni bueno ni malo". "Este año he estado un poco al margen de las reuniones con Fiestas y de los encuentros que han mantenido para hablar de las bases. Pero sigo pensando que se debería computar la fase de alguna manera", apunta. "Y lo de la final a ocho, pues veremos cómo sale. Pero sí estaría bien que empezara antes para no acabar a las tantas... y para el espectáculo y para todos luciría mucho más en sábado", opina. Veterano3 a sus 29 años de edad, militó en las infantiles Chiripitifláuticos, Quinquiñecos y Pita Pitos; y en etapa adulta participó del nacimiento de Zeta Zetas, fue de Chinchosos desde la percusión y hasta pasó por la mixta Los Mismos de Siempre. Fue en 2000 cuando regresó a su casa de nuevo. En los tres últimos años, como director, ha cosechado tres pases a la final y dos premios: un accésit en 2015 y el histórico primero de 2017.

El concurso de murgas adultas ya está a la vuelta de la esquina y Zeta Zetas se enfrenta a la responsabilidad de defender título por vez primera en su corta singladura en el certamen. El flamante Primero de Interpretación conquistado hace doce meses luce brillante en el local de La Salud como el hito histórico que fue, pero supone también una dosis extra de presión.

Con todo, Javier González Lemus -uno de los indiscutibles artífices de la actuación redonda de 2017- ofrece un mensaje cargado de naturalidad a pocas fechas de volver al escenario. "Negativo, no somos los favoritos", responde con contundencia. "Creo que se nos está poniendo esa etiqueta de forma equivocada", aduce ante las quinielas que les sitúan como candidatos antes de empezar.

"Los favoritos y los que tienen un montón de Primeros colgados en el local son otros: Bambones, Mamelucos... Son estas murgas las que han marcado el son en los últimos años", responde Lemus, quien espera que los suyos hagan una actuación que guste y sigan estando en la pomada. "Es verdad que la murga ha mejorado y está para competir, pero no vamos con la condición de favoritos", repite.

"¿Responsabilidad extra? Sí, y no" replica ante la condición de actuales campeones que cuelga de Zeta Zetas. "Lo más difícil y lo que nos está costando es competir contra nosotros mismos. Cantar después de ganar un Primero el año anterior es más difícil que hacerlo tras no haber ganado nada. El reto es mejorarnos a nosotros mismos y reconozco que me está costando mucho mantener al grupo con la motivación a tope. Una vez logrado el gran sueño de vencer por primera vez, ahora es difícil transmitirles que hay que seguir arriba sin bajar el pistón", explica.

De la mano de Santi Martel, Brito y compañía, el director de Zeta Zetas (en el Carnaval de Santa Cruz desde 1997) apuesta por "un repertorio equilibrado" donde estará muy presente la gran marca de este grupo: el afán de innovar. "Desde el propósito de mejorar nuestra final es nuestro objetivo, no te voy a esconder que la idea es volver a inventar", afirma el comandante de esta particular factoría de ideas.

"No está todo inventado. Siempre hay alguna cosa que no se ha hecho aún y algo que se te ocurre para dar una vuelta de tuerca más a lo que has planteado anteriormente. Lo que ocurre con la innovación y el espectáculo es que necesitas que te cuadre cien por cien en el escenario; que cuaje es lo fundamental", explica. Lo dice con conocimiento de causa, pues el año pasado les ocurrió que "el mejor ensayo del tema estrella salió justo el día de la final". Se refiere a la canción del teletransporte, que luego no se ejecutó con tanta brillantez en la Gala o en Candelaria.

"En nuestro caso dependemos muchas veces de alguien que le dé a un botón en el momento adecuado. Y eso es un riesgo. Si se alinean los planetas otra vez y nos sale en la final nuestro mejor día, pues podremos competir. Lo que sí puedo avanzar es que vamos a seguir jugando con fuego... a ver si no nos quemamos", sugiere con los nervios propios del artista que está a punto de volver a las tablas.

Con mismo director musical e idéntico plantel de letristas, una de las novedades en Zeta Zetas es la incorporación de nuevos componentes -con el regreso de algunos que ya estaban y retornan a la fila-, lo cual supone un trabajo adicional. "Es que no sé si seremos mejores o peores a nivel musical. Porque sumaremos 85 componentes encima del escenario y compactar las voces de todos es un reto más".

En cuanto a las letras -hasta donde se pueda contar-, Lemus revela que "de las cuatro canciones, dos y media estaban en la cabeza prácticamente desde que acabó el Carnaval anterior". Y una de ellas viene cargada de emoción. "Ha costado elaborarlas, pero hemos puesto mucho empeño en los ensayos para que todo salga bien. Eso sí, todo ha sido más difícil que el año pasado", afirma.

El entusiasmo y la pasión de Lemus -una referencia en el mundo murguero a sus 29 años de edad- están fuera de toda duda a estas alturas. "Si no tuviese ganas de competir, no saldría. Estoy ansioso por que sea lunes 22 y el concurso empiece. Pero sí reconozco que lo más difícil no es llegar, sino mantenerse. Por eso admiro tanto lo que hizo Triquis para ganar tres años seguidos. O el trabajo de Primi y Bambones para mantenerse siempre entre los mejores".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine