Más de 200 vehículos eléctricos están matriculados en la provincia tinerfeña

Alrededor de una veintena de coches que funcionan con energías alternativas recorren las principales calles de la capital para sensibilizar a los tinerfeños

11.11.2017 | 23:34
Caravana de coches eléctricos por las calles de Santa Cruz de Tenerife
Más de 200 vehículos eléctricos están matriculados en la provincia tinerfeña

No contaminan, son silenciosos y no vibran durante su conducción. En Canarias hay matriculados más de 400 vehículos eléctricos de los que algo más de la mitad están registrados en la provincia tinerfeña, según los últimos datos de la Dirección General de Tráfico (DGT). Aunque aún son pocos, han llegado para quedarse.

"No llevan aceite, ni filtros, ni caja de cambios y tampoco llevan correa de distribución por lo que el mantenimiento de estos coches es hasta un 60% más barato que los vehículos de gasoil o gasolina", aseguró ayer el secretario de la Asociación de Usuarios de Vehículos Eléctricos (AUVE), Héctor Rodríguez, quien añadió que este tipo de transportes alternativos "se pueden cargar en casa de noche con una tarifa de luz que es más barata".

Más de una veintena de usuarios con sus vehículos eléctricos se dieron cita ayer en el exterior del Recinto Ferial de Santa Cruz para concienciar sobre la importancia de reducir las emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera pero también para dar a conocer los medios de transporte alternativos: coches, motos y hasta bicicletas eléctricas. "Ya hay vehículos que recorren más de 250 kilómetros de distancia con solo una carga", explicó Rodríguez.

El viernes se inauguraba el congreso CREMetal e-Motor y la feria ExpoVea, dos eventos que bajo el lema Canarias, por una movilidad más sostenible, tienen el objetivo de sensibilizar sobre la necesidad de implantar el transporte alternativo con el fin de lograr una movilidad sostenible y aproximar este tipo de vehículos no solo al público en general, sino también a los profesionales del motor para que los conozcan mejor y puedan tomar decisiones sobre su estrategia comercial.

Más de 300 profesionales del sector del metal dedicados al vehículo eléctrico y la movilidad sostenible han participado en las distintas conferencias que se han impartido durante estos dos días en el congreso CREMetal e-Motor, un encuentro que se daba por concluido ayer.

Pese a la finalización del congreso, las personas interesadas en conocer las ventajas de la utilización de los vehículos eléctricos tienen hasta hoy para acercarse al Recinto Ferial y ver los distintos coches, motos y bicicletas que se exponen en la Feria ExpoVea. También podrán informarse sobre los puntos de recarga y otros servicios relacionados con el uso y mantenimiento de este tipo de vehículos.

Se organizan charlas, de entrada libre, en las que se expondrán los beneficios del uso de la movilidad sostenible, se dará a conocer la experiencia de algunos usuarios de este tipo de vehículo, así como las distintas iniciativas puestas en marcha por las administraciones públicas para favorecer la expansión de este tipo de transporte en Canarias.

Para llevar a cabo esa labor de concienciación, se organizó una caravana por las principales calles del centro de Santa Cruz. Una veintena de vehículos eléctricos recorrieron la avenida Anaga hasta llegar a las Ramblas para bajar por la avenida 25 de Julio y volver al Recinto Ferial.

Más barato a largo plazo

Aparte de que su mantenimiento es mucho más barato, los usuarios de este tipo de vehículos se esforzaban por explicar a todo aquel que se acercaba a preguntar que el Estado ha puesto en marcha una línea de ayudas para fomentar la adquisición de este tipo de coches. "Es cierto que cuando compras un vehículo eléctrico te sale más caro pero existen ayudas que permiten abaratar su coste", comentó Rodríguez, quien relató que "si tienes la suerte de entrar en esa convocatoria de ayudas, te dan 5.500 euros por la compra del coche, más 1.000 euros que se tiene que gastar el concesionario por instalarte en tu casa un punto de recarga". "Sobre estos 1.000 euros también existe la opción de que el concesionario te los descuente del precio del vehículo y buscar tú a un instalador de puntos de recarga", añadió.

A los 6.500 euros que un futuro comprador podría recibir por pasarse a un modelo eléctrico hay que sumar los 700 euros que percibirá por llevar su coche al desguace. "A la largo es más barato adquirir un vehículo eléctrico que uno de gasoil o de gasolina", apuntó el secretario de la Asociación.

Pese a que estas son las ayudas que aún están en vigor, lo cierto es que los usuarios están a la espera de que se publique en el boletín oficial las características que tendrá la nueva línea de ayudas estatales, unas subvenciones que se unirán a las que da la Comunidad Autónoma y el Cabildo tinerfeño.

"Hay que estar atentos para poder acceder a las ayudas, pues las últimas que salieron se dieron para 1.100 turismos y se agotaron en 24 horas", manifestó Rodríguez, quien agregó: "Uno de los principales problemas que tenemos es que los concesionarios no están muy por la labor de vender coches eléctricos y no están atentos a las ayudas".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine