El análisis

Canarias en el Día Mundial del Turismo

28.09.2016 | 04:36
Canarias en el Día Mundial del Turismo

Como cada año, celebramos ayer 27 de septiembre el Día Internacional del Turismo, una ocasión promovida por la Organización Mundial del Turismo (OMT) a través de la cual tomamos conciencia de la importancia de este sector por su alto valor social, cultural, político y económico. Atributos que en Canarias tenemos muy presentes cada día puesto que el turismo se ha convertido en una parte esencial de nuestra identidad moderna. Existen sobrados motivos para que los canarios celebremos este día como una gran fiesta, ya que el turismo compone, en Canarias, la historia de un éxito notable. En pocas décadas nos hemos convertido en un destino con prestigio mundial y en el primer nivel en los ámbitos del descanso y de sol y playa. El pasado año superamos los 13 millones de turistas. Este año sobrepasaremos los 14 millones y todo parece indicar que nos mantendremos en esa posición de privilegio durante una larga temporada. Este es un dato que en términos socioeconómicos, supone el fortalecimiento de una actividad que está llamada a tirar con fuerza del resto de los sectores que componen la economía canaria para favorecer el crecimiento de todas las islas y beneficiar a todos sus habitantes.

Los excelentes resultados del turismo en los últimos años permiten que nos sintamos orgullosos, pero, sobre todo, nos sentimos especialmente satisfechos porque estos resultados surgen de la gran labor de miles de personas que, con su trabajo, logran que nuestros turistas se sientan complacidos, y que las expectativas que se crearon a la hora de comprar su viaje a Canarias se cumplan. Son estos ciudadanos, verdaderos protagonistas del avance en el sector, los que hacen posible que las vacaciones de nuestros visitantes se conviertan en una experiencia única, son ellos los que escuchan y atienden sus peticiones, siempre con la máxima profesionalidad, los que logran la gesta de que Canarias tenga casi un 80% de repetidores, de fieles turistas que no quieren cambiar de destino vacacional. Por supuesto, estos profesionales no existirían sin valientes y visionarios empresarios. Personas que invierten su capital y esfuerzo con el fin de ofrecer la excelencia. A esta suma de voluntades y profesionalidad de trabajadores y empleadores, que se materializa en entidades públicas o privadas de servicios turísticos, reservamos cada año una de las mayores distinciones en el ámbito turístico que, con ocasión del Día Mundial, otorga la Consejería de Turismo, Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias cuya coordinación me ha correspondido detentar. En efecto, a través de los Premios de Turismo 'Islas Canarias', cada año premiamos por un lado la excelencia en el sector, galardón que en 2016 ha recaído en el Hotel Bahía del Duque, y por otro la proyección internacional de Canarias, categoría en la que ha sido unánime distinguir a los Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote.

Desde luego, las administraciones públicas desempeñamos un importante papel. Los ayuntamientos y cabildos se esfuerzan por mejorar sus municipios e islas, y el Gobierno de Canarias propicia las condiciones para ello. El objetivo es que todos los rincones del Archipiélago cuenten con infraestructuras turísticas de calidad, acordes con un destino turístico de primer nivel, y en ello trabajamos con rigor.

Tampoco nos olvidamos de la necesaria promoción, que realizamos con criterios exclusivamente profesionales y que siempre actualizamos con los últimos avances. El objetivo es mantener el liderazgo turístico de Canarias, cuidando nuestros mercados tradicionales y atrayendo visitantes de nuevos países. En ambos casos, ofrecemos siempre un destino de experiencias únicas, que se adapte al deseo de cualquier turista, pues va mucho más allá del sol y playa: Canarias es naturaleza, gastronomía, deporte, patrimonio, ocio, cultura.

En esa promoción, 2016 es también un año especial en que podemos celebrar dos hechos: que Islas Canarias ha logrado ser la marca turística española más reconocida en los certámenes publicitarios nacionales e internacionales, con 26 galardones obtenidos desde 2015 a la actualidad, y que fruto de un trabajo constante con las compañías aéreas, hemos conseguido que Canarias esté mejor conectada que nunca.

A pesar de todas las justificadas razones que nos hacen sentirnos orgullosos del turismo que hemos creado entre todos los canarios, sabemos que no debemos instalarnos en una plácida autocomplacencia que nos lleve a una peligrosa inacción. El futuro del turismo está en la innovación y la adecuación constante de nuestra oferta turística a las motivaciones de los distintos segmentos de turistas; en el fortalecimiento de la identidad propia como herramienta diferenciadora; en el continuo impulso a la conectividad como herramienta imprescindible para acercar nuestra oferta a los distintos mercados; y a la comunicación personalizada y diferenciada, con el empleo intensivo de las tecnologías digitales en un turismo que es cada día más inteligente. En nuestras manos se hallan todos esos retos y un gran objetivo: la expansión de los beneficios del turismo a toda la sociedad canaria. No nos interesa únicamente aumentar la llegada de turistas. Vamos mucho más allá de esta necesaria consolidación cuantitativa: buscamos la mejora cualitativa, esforzándonos por conseguir la mejor distribución de los beneficios turísticos a toda la población. Es la meta que nos marcamos nada más iniciar la legislatura y en ella seguimos trabajando sin descanso. Porque si el éxito de nuestro destino turístico nace del trabajo y del esfuerzo de los canarios, es también hacia ellos a donde deben dirigirse sus numerosos beneficios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine