Tribuna abierta

Lo hacemos posible

06.06.2016 | 02:00

L a pasada semana hemos conocido que la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias ha sacado ya a concurso las obras del laboratorio de análisis con un millón de euros de inversión, a las que, durante el mandato anterior, la consejera Brígida Mendoza se negó.
Esta inversión se une a los 8 millones de euros que se han destinado para la adjudicación de las obras de los quirófanos, cumpliendo así con los ciudadanos de la Isla, que han estado cansados de una política sanitaria que no respondía a sus legítimas reivindicaciones para una atención de calidad para su salud.

Por lo tanto, sólo un año ha sido necesario para que se haya priorizado y agilizado la inversión en la nueva fase de las obras de construcción del Hospital del Sur, y lo cierto es que nos encontramos ante una realidad irrefutable: esta infraestructura sanitaria sigue adelante por la gestión socialista.

El Hospital del Sur ha pasado por muchas fases, desde que el PSOE, en el Cabildo de Tenerife durante la pasada legislatura, aportó soluciones reales para la sanidad en la Isla, tomando la decisión de aportar dos millones de euros de recursos de nuestro propio presupuesto para el sistema hospitalario del Norte y Sur, y ponerlo en servicio lo antes posible con una dotación inicial de equipamientos suficiente.

La puesta en marcha de los laboratorios en el Hospital del Sur no sólo supondrá un equipamiento más para consolidar esta gran infraestructura hospitalaria, continuando con la agenda política del Partido Socialista en el Cabildo durante la legislatura pasada, sino poder acercar los servicios a la población de nuestra Isla.

Para las personas dependientes, los pensionistas, para las propias familias con dificultades en su economía. Para todos ellos, la puesta en marcha de un servicio como los laboratorios de análisis, supondrá evitarse los desplazamientos hasta el área metropolitana para una simple extracción de sangre. Será para ellos ahorro en su economía y sobre todo, un gran avance en su calidad de vida.

Los socialistas, ahora con la responsabilidad del área de Sanidad desde el Gobierno canario, consideramos la sanidad no como un gasto, sino como una inversión. Fortalecer la sanidad pública no es un lujo, sino una parte fundamental del programa de los socialistas, ya que entendemos que invertir en salud es invertir en el futuro de los ciudadanos y en la mejora de su calidad de vida.

En este caso, esta importante inversión en el Hospital del Sur se amortigua con el ahorro directo que les supondrá a las familias no tener que desplazarse desde el Sur de la Isla para un análisis de sangre, repercutiendo en su economía y en la de todo el Archipiélago. Además, con ello garantizamos a todos los ciudadanos de la Isla que accedan a los servicios sanitarios que necesiten en igualdad de condiciones, acercándolos al territorio para que estén más próximos a sus domicilios, de forma que ni la lejanía ni el desconocimiento les impidan hacerlo.
La calidad de la sanidad es, igualmente, la calidad de sus profesionales. Y me refiero también a la calidad y labor de los profesionales sanitarios del Hospital del Sur, que son una parte fundamental para que esta infraestructura sanitaria sea una realidad cada vez más cerca. Somos deudores todos de su dedicación, su laboriosidad, su entrega y su permanente afán de renovación. Técnicos, médicos, anestesistas€ sin su concurso, la sanidad que defendemos tampoco podría sostenerse.

Hay que destacar la labor por tanto, que se está realizando desde la Consejería de Sanidad y Políticas Sociales del Gobierno de Canarias, que permitirá también que a finales del próximo año, esta infraestructura sanitaria pueda contar con las áreas quirúrgicas y de paritorios.
Desde el PSOE lo tenemos claro. Por eso aseguramos que seguiremos trabajando e invirtiendo en el Hospital del Sur, para hacerlo posible. Ese es nuestro compromiso, un compromiso "real".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine