A La Contra

Puertas giratorias

Paulino, Concepción, Amid, Clavijo y Alonso se mandaron un plato de lapas

03.04.2016 | 00:31

Contó mi compañero Manoj Daswani, en las páginas deportivas de éste mismo periódico, que el expresidente del Gobierno de Canarias, PaulinoRivero, se reunió el pasado domingo con su sucesor en el cargo, Fernando Clavijo; el presidente del Cabildo Insular, Carlos Alonso; y los dos principales accionistas en el CD Tenerife, Miguel Concepción y AmidAchí. El encuentro se produjo a instancias –que no es lo mismo que en las estancias– de Rivero, que aspira a reemplazar a Concepción en el Tete.
En la reunión, el palmero (me refiero a Miguel Concepción) y el del Número 1 (es decir, Amid Achi) le espetaron al respetable público asistente (los presidentes de Tenerife y Canarias) que mientras se arregla todo el follón de la compatibilidad, el que fuera Señor de El Sauzal, para después serlo de Canarias, sea nombrado director general del Tenerife. Fíjate tú qué cosas.
Imagínense la cara de Clavijo y Alonso escuchando a Concepción relatarles toda esta milonga con ese castellano perfectamente pronunciado y con el que tan bien se maneja el líder del equipo tinerfeñista. Por si acaso los presidentes no lo entendían, Achí estaba preparado para servir de traductor.

Rumores

Son muchos los rumores que han surgido tras el encuentro referido. Algunos apuntan a que en aquella misma reunión propusieron a Willy García como jefe de prensa del club y así todo quedaba en casa. ¿Qué más da que por la misma puerta giratoria por la que entra uno pase el otro? Otros confirman que la cita estaba prevista para celebrarse en el Palacete de El Sauzal, pero a última hora decidieron cambiar de planes y tirar para otro sitio, ya que la vivienda había sido fumigada el día anterior, ante una amenaza de plaga de cuca volona, y en las estancias aún permanecía el fuerte hedor a sotal negro. Y claro, no era plan.
Hay quien afirma haber visto entrar en un restaurante muy conocido a los actores mencionados en este artículo, ataviados con bufandas y gorras del Tenerife, a excepción del propio Paulino, que fue vestido con corbata, traje y chaqueta, argumentando que el pasaba de acudir a tan importante cumbre vestido como si fuera un mago. En cuanto al menú, se ha filtrado a los medios que autoridades, exautoridades y empresarios pidieron algo ligerito para enyescar. De entrante: unas lapas, queso palmero rociado con miel y viruta de castañas, además de un plato de jabugo y otro de mortadela, para no perder las mañas. De primero todos pidieron escaldón de gofio. De segundo unánimemente solicitaron una pizza cuatro estaciones (tamaño familiar) y de postre un combinadito de arroz con leche, huevos moles, quesillo con miel de palma, crema catalana, almendras garrapiñadas y mouse de manga. Y todo esto regado por un excelente tinto de Rivera del Duero, por aquello de potenciar lo nuestro.

¿Por qué no?

Me pregunto por qué no fue invitada Ana Oramas a la comida. Y este apunte sí que tiene retranca. En realidad, lo que los empresarios pretenden es que Paulino entre al Tenerife utilizando una práctica habitual, la puerta giratoria, y que Ani no se oponga a que la puerta gire. Porque si Oramas se cruza, les aseguro que la puerta no rueda ni de coña. También me surge la duda de por qué no citaron a Bermúdez al convite. Alguno puede pensar que allí no hacía nada, pero también es evidente que si José Manuel se revira, a su manera, la puerta tendrá problemas al moverse. Oye, y a lo tonto, a lo tonto, ¿por qué Miguel y Amid no proponen a Pier ocupar la plaza de director deportivo y realizar la misma maniobra que pretenden para con Rivero? Imagino que aquí Pier no pinta nada, porque lo que realmente pinta e importa es que Paulino pueda cobrar un sueldazo digno, ocupando un palco que le proporcione relevancia y altura, y porque a esas edades, y con lo que ha sido, el hombre necesita (y para eso están los amigos) una secretaria, coche de alta gama y un chófer, a ser posible uniformado y con gorra (para poder diferenciar por si las pintas quién es el presidente y quién el conductor).

Maestro de escuela

Eso de ser un tipo humilde, de pueblo, y llevar a gala haber sido maestro de escuela imagino yo que a estas alturas de la película luce bonito en el currículum cuando ejerces en lo público. Pero, cuando te bajan del machito, intuyo que no debe ser ninguna honra entrar por la puerta de cualquier centro educativo, olvidando la giratoria, para impartir clases a chiquillos. Menos debe serlo para aquel que indicó a los jóvenes de las islas, cuando ejercía de señor de estas tierras, que arrancaran la penca y se buscaran la vida fuera de nuestras fronteras en otros países, porque aquí la cosa andaba jodida. Sin embargo, he de reconocer que a veces he pensado que Paulino sí quiere ser maestro y dar clase (entiéndase mi modo irónico); quienes realmente no quieren que lo sea son Concepción y Amid. Ellos, sobre todo Miguel que es un hombre leído, creen que no luce bonito. Aunque a lo mejor, vete tú a saber, resulta que todos somos unos mal pensados y todo esto es una estrategia empresarial para proteger al alumnado canario y mantener al exmandatario alejado de las aulas.

*Posdata

Hoy no tengo posdata para colocar en este hueco, pero la semana que viene, si Dios quiere, escribo una larga.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine