Tribuna abierta

La mejor esperanza para el futuro: los niños

07.06.2014 | 23:38

John Fitzgerald Kennedy afirmó que "los niños son el recurso más importante del mundo y la mejor esperanza para el futuro". Creemos que esta frase recoge nuestro sentir, y el de la mayoría, y está relacionado con el tema que hoy queremos compartir con ustedes: la pobreza infantil.

La infancia, el bien más preciado a proteger, recogido en la Constitución Española y en todos los tratados internacionales imaginables, nos ofrece la más dolorosa cara de la pobreza. Y no es necesario que nos traslademos a otras partes del mundo para encontrarla, basta con darnos una vuelta por nuestras propias ciudades.

De hecho, el presidente del Consejo Económico y Social de Canarias, Fernando Redondo, hacía un llamamiento en los medios de comunicación alertando sobre estos dramáticos datos y solicitaba que las políticas públicas tuvieran en cuenta a este colectivo, sensible e indefenso.

El Grupo Popular del Cabildo de Tenerife ha recogido ese guante y en la última sesión plenaria hemos presentado una iniciativa, a la que se han sumado tanto CC como el PSOE, donde instamos a todas las administraciones a redoblar esfuerzos para la erradicación de la pobreza en todas las dimensiones objeto de su competencia.

De la misma manera, hemos instado al Instituto de Atención Socio Sanitaria a continuar con sus actuaciones de carácter preventivo para anticiparse a las situaciones de pobreza y exclusión social, especialmente con familias y menores, en coordinación con los Ayuntamientos y las entidades de la sociedad civil que mantienen una relación de colaboración con el este Organismo.

La poeta Gabriela Mistral aseguró que "el futuro de los niños es siempre hoy, mañana será tarde". Por eso, nos alegramos enormemente de que ambos partidos hayan valorado nuestra propuesta, aunque también es cierto que lamentamos el tiempo perdido en este asunto.
Y decimos esto porque en 2008 ya propusimos en el Senado la creación de un Fondo Estatal de Emergencia Social para facilitar a las Administraciones locales los fondos necesarios para afrontar el importante aumento de la demanda de ayudas que se preveía iban a experimentar, como tristemente ha ocurrido. En el lado contrario, Zapatero prefirió dotar un Plan E con 15.000 millones sobre todo para obras innecesarias, que no atajaron el paro, y sólo incrementaron el ya disparado gasto propagandístico.

15.000 millones que si bien no hubieran sido suficientes para acabar con este problema hubieran ayudado y mucho. Y es que en los informes de UNICEF España tanto de 2010 como de 2012 dejan de manifiesto que el incremento de la pobreza infantil está siendo una de las consecuencias más visibles de la crisis.

Es más, esos mismos estudios señalan que en Canarias existen 111.586 niños que ya están bajo el umbral de la pobreza y un 40 por ciento los que están en potencial riesgo de exclusión social. Estas cifras y la vulnerabilidad manifiesta de este colectivo son incuestionables y han de servir para movilizar a todas las administraciones a elaborar una necesaria estrategia conjunta para minimizar y erradicar paulatinamente este drama social.

El Gobierno de España ya se ha puesto manos a la obra con la aprobación del Plan Nacional de Inclusión Social dotado con 136.600 millones de euros y que pretende dar respuesta a las necesidades sociales, mejorando la eficacia de nuestro sistema de protección y dirigiéndolo a las personas más vulnerables. Además, por primera vez, se incorpora un objetivo transversal de lucha contra la pobreza infantil, y habrá un Fondo Extraordinario de diecisiete millones de euros íntegramente dedicado a la atención a las necesidades básicas de los menores.

En este tema, todas las fuerzas políticas y administraciones públicas deberíamos, una vez más, dejar de lado nuestras diferencias y aunar esfuerzos para garantizar los derechos de los más pequeños, para ofrecerles un futuro en igualdad de oportunidades y para no privarlos de su infancia. Rebajar esas dramáticas cifras sería un gran logro y el Partido Popular está dispuesto a hacerlo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine