azul y blanco

Plato de lentejas

26.07.2010 | 05:00

Miembros de la dirección nacional del Partido Popular (PP) critican con dureza la posición que, según ellos, adopta Coalición Canaria (CC) en Madrid, consistente en dar "respiración asistida" al gobierno de Zapatero. Según el PP, los nacionalistas no están aportando estabilidad para aunar esfuerzos y salir de la crisis, como pretende hacer creer CC sino que el apoyo es a cambio de un "chorrito" de millones que no alcanza la categoría de "plato de lentejas" y que nunca se concreta.

El PP también reprocha que Coalición Canaria pretenda rentabilizar el apoyo a los próximos Presupuestos del Estado para el 2011; que desde ahora califican de nefastos para toda España.

Llama la atención, por encima de todo, la clarividencia del PP en vaticinar el desastre que traerán para nuestra maltrecha economía los presupuestos del año que viene, que aún no se han elaborado. Sólo se explica desde el pensamiento de la nula cooperación del PP en pretender una mejora de la situación presente. Al tiempo, pretender que la responsabilidad por ello es de CC es una mezquindad política; es irrisorio equivaler la influencia de dos diputados de un partido a la de ciento cuarenta y ocho del otro. Y ello nos lleva a plantearnos cuáles son las reales aportaciones del PP que empujen a España adelante; alguna que no sea criticar por criticar bajo la sombra del abismo con semblante de perenne cabreo. Y si el PP tiene responsabilidad en todo el Estado, en su calidad de primer partido de la oposición, ni que decir en Canarias, en donde cogobierna.

Es patético y doloroso que el PP publique que piensa sacar rédito electoral del error de CC por alinearse con Zapatero y la critica, mientras mantiene un pacto de gobierno con ella. Y lo explica diciendo que se trata de "planos distintos".

En definitiva, se demuestra que el Partido Popular aplica una única estrategia: Esperar a que el adversario se derrumbe, por el mero desgaste, con el objetivo único de gobernar. En "plano secundario" quedan los gravísimos problemas de los canarios. Y es que antes de ver la basura en casa ajena, hay que mirar la propia primero, no vaya a ser que encontremos los mismos detritos.

Enlaces recomendados: Premios Cine