Reunión con Sánchez

Pablo Iglesias renuncia a estar en un gobierno PSOE-Podemos

Expresa a Sánchez su disposición a no participar en un ejecutivo de izquierdas si su presencia es un problema

31.03.2016 | 19:57
Pablo Iglesias renuncia a estar en un gobierno PSOE-Podemos

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha trasmitido hoy al del PSOE, Pedro Sánchez, que si su presencia en un gobierno de coalición progresista supone una dificultad para el PSOE, está dispuesto a ceder y a no estar en ese Gobierno.

"Si el problema para el PSOE es mi presencia, renuncio a estar en ese gobierno. A partir de este momento me arremango la camisa y encabezaré la negociación" con el PSOE, ha dicho Iglesias en rueda de prensa tras las casi dos horas de reunión que ha mantenido con Sánchez, a quien a emplazado a explorar la "vía del 161" para lograr ese "gobierno a la valenciana".

La cesión de Iglesias a la vicepresidencia que reclamó en un primer momento es personal. Sigue defendiendo un gobierno de coalición razonablemente proporcional con PSOE, Podemos y Compromìs, aunque ahora dice que "no toca hablar de nombres, sino de políticas y programas", considera que es el turno de los socialistas para que sigan su ejemplo y les pide la misma "generosidad".

"Ahora le toca ceder un poco al PSOE y tratar de explorar ese gobierno de coalición progresista", ha dicho tras avanzar que hay "voluntad mutua" de continuar el diálogo a partir de los programas electorales de ambos partidos y de aceptar también reunirse con Ciudadanos.

No obstante, Iglesias rechaza formar parte de un gobierno en el que también esté el partido de Albert Rivera, aunque está dispuesto a dialogar con Rivera para pedirle su apoyo, "activo o pasivo" -con voto positivo o abstención-, para un gobierno de cambio que "desaloje" al PP del poder.

Después de expresar su respeto al acuerdo de socialistas con Ciudadanos, el líder de Podemos ha subrayado que no sirve como pacto de gobierno porque ya fue rechazado en el debate de investidura, aunque hay elementos en regeneración democrática o la reforma del sistema electoral en las que pueden encontrar posturas comunes.

En ese contexto, ha vuelto a insistir en que no apoyarán ni por activa ni por pasiva un gobierno que continúe con las mismas políticas que llevaron a España a la crisis.

Por eso, ha pedido también a C's responsabilidad de Estado y pensar en el interés de España para facilitar con su apoyo o abstención el pacto que tendría más apoyos, el de 161 diputados y no 131, y que sería ese gobierno progresista "a la valenciana".

Iglesias se ha mostrado convencido de que está pidiendo "algo muy sensato" que es un gobierno de progreso que desaloje a Mariano Rajoy y sus políticas de La Moncloa y piensa que C's comparte ese objetivo.

Ha recordado además que si ese gobierno logra la abstención o el apoyo de C's no sería tan necesaria la colaboración de otras fuerzas nacionalistas, cuyo apoyo rechaza el PSOE.

El equipo negociador de Podemos para afrontar las próximas reuniones lo encabezará el propio Iglesias, aunque sigue contando con todos sus miembros, también con su número dos, Íñigo Errejón, que lideró las anteriores conversaciones, y a quien ha nombrado incluso como una de las personas que podrían entrar en el gobierno.

Así, ha puesto en valor que en Podemos hay personas muy válidas como Pablo Echenique, Íñigo Errejón o Carolina Bescansa que "serían magníficos vicepresidentes".

Iglesias ha ofrecido hoy un tono conciliador también en su defensa del referéndum para Cataluña. Ha asegurado que su postura sigue siendo "la misma de siempre, pero también ha lanzado una propuesta para que los líderes del PSC, Miquel Iceta, y de En Comú-Podem, Xavier Domenech, se encarguen de avanzar en una propuesta de consenso. Una propuesta que, ha dicho, a Pedro Sánchez "no le ha parecido mal".

De momento, Iglesias se ha congratulado de haber abierto hoy una vía de diálogo permanente con los socialistas enfocado por parte de Podemos a lograr un gobierno como el que comparten en Valencia PSOE y Compromìs.

Llegada juntos al Congreso

Sánchez e Iglesias, que no mantenían un encuentro desde el pasado 5 de febrero, se han entrevistado en la sala Martínez Noval del Congreso.

La reunión comenzó pasadas las 10.30 horas después de que ambos dirigentes posaran juntos y sonrientes ante los medios, primero en el exterior del Congreso, en la Carrera de San Jerónimo, y posteriormente en el interior de la sala.



Pedro Sánchez y Pablo Iglesias han sido recibidos con una gran expectación mediática en la Carrera de San Jerónimo, donde han posado ante las cámaras y se han dado un apretón de manos.

A su llegada al Congreso, Iglesias ha entregado a Sánchez -ambos sin corbata- el libro "Historia del Baloncesto en España" de Carlos Jiménez, un tomo de 670 páginas que repasa la historia de ese deporte español a través de 250 testimonios.

"Es bueno empezar por lo que nos une. Un abrazo. Pablo Iglesias" es la dedicatoria que el líder de Podemos ha escrito en el libro que ha regalado a Sánchez antes de la reunión,




Tras regalarle el libro, Iglesias y Sánchez -ambos sin corbata, el primero con americana y el segundo con camisa azul- se han dirigido andando por la Carrera de San Jerónimo, donde también se han concentrado algunos curiosos para observar el paseíllo, hasta llegar al edificio que alberga la sala Martínez Noval donde se han reunido.

Esta reunión se ha producido tras el encuentro mantenido ayer entre Pedro Sánchez y el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el que ambos reforzaron su alianza y reafirmaron la vigencia del documento sellado entre ambas formaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine