Conflicto fronterizo

El Gobierno aporta las pruebas de los vertidos de Gibraltar

Un informe de la Guardia Civil detalla cómo el Peñón lanza piedras y arena para ganar terreno al mar

29.08.2013 | 16:13

El Gobierno ha aportado en su última denuncia ante la Fiscalía de Medio Ambiente pruebas obtenidas por la Guardia Civil de los trabajos realizados por las autoridades de Gibraltar para ampliar el terreno de la colonia, ganándoselo al mar, una actividad que el Ejecutivo considera que puede ser constitutiva de una "infracción grave" de la legislación medioambiental.

En un informe adjuntado a la denuncia, que ya ha sido comunicada a la Secretaría General de la Comisión Europea, el Instituto armado muestra el estado de las dos zonas del este de la colonia donde se han realizado vertidos de rellenos de arena y piedras sobre el mar.

Y acompaña su relato con una serie de fotografías que muestran incluso la presencia de la maquinaria que realiza los rellenos y la utilización que se está dando al terreno ya construido en la zona más próxima a la Verja como "bolsa de estacionamiento".

La Guardia Civil explica que los trabajos en este área, situado entre 'Eastern Beach' y 'Catalan Bay', comenzaron a principios de 2011 y todavía continúan haciéndose rellenos para la construcción de un dique que, según alegan las autoridades gibraltareñas, pretende mitigar las embestidas del mar y nivelar el suelo, que "alcanza ya una altura de más de 15 metros en relación al nivel del mar", con una superficie total que se desconoce con exactitud.

Según indica el informe, esta zona se está utilizando ocasionalmente como lugar de aparcamiento para las personas que acuden a las playas cercanas y como estacionamiento de "vehículos oficiales o de exportación".

Además, el espacio se usa también "cuando las colas de salida de la frontera colapsan la circulación", ya que se deriva hasta esta zona a los vehículos, "normalmente" los españoles, ya que "los gibraltareños disponen de un carril preferente". El informe contiene imágenes de los terrenos con relleno con numerosos vehículos aparcados.

El documento también denuncia que el pasado 29 de mayo se detectó que en otra zona de la costa este, en la playa de 'Sandy Bay', una barcaza realizaba rellenos de piedra y arena. Semanas después, el pasado 14 de agosto, se observó que seguían las obras en este lugar.

En concreto, una "observación minuciosa" permitió concluir que se estaban construyendo dos espigones, uno a cada lado de la playa. Aunque no se ha confirmado cuál es el destino final, la Guardia Civil apunta que "todo parece indicar que es para proteger de la embestida del oleaje a la playa y a la urbanización" que se encuentra situada frente a dicha playa.

El Gobierno considera que estos espigones pueden constituir "una flagrante violación de la normativa medioambiental", recogida en el artículo 325 del Código Penal, y que es competencia de los juzgados y tribunales españoles, por llevarse a cabo en un entorno marino que forma parte de su territorio.

En la denuncia presentada ante la Fiscalía, el Ministertio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente precisa que estos hechos podrían contravenir la Ley de Protección del Medio Marino, la Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad, la Ley de Evaluación de Impacto Medioambiental y la Ley de Costas.

Además, denuncia que estas construcciones no han tenido en cuenta el impacto para una especie en peligro de extinción, la lapa ferruginea, catalogada en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial.

Enlaces recomendados: Premios Cine