Explotación sexual

Liberadas casi 400 víctimas de la explotación sexual en 2013

La gran mayoría de mujeres explotadas en España son de origen rumano, chino, brasileño, nigeriano y paraguayo

17.08.2013 | 13:54
La Policía en una redada a un club
La Policía en una redada a un club

Casi 400 mujeres han sido liberadas en lo que va de año de las redes que se dedican a la explotación sexual, un negocio que sigue moviendo mucho dinero en España -se calcula que cinco millones de euros al día- y que, cada vez más, se sirve de pisos en lugar de los clásicos clubes de alterne.

Para atajar el delito de trata, incorporado en la reforma del Código Penal de 2010, la Policía ha puesto en marcha un plan que justo este sábado cumple cuatro meses, y que ya está dando frutos, como pone de manifiesto, en una entrevista con Efe, el inspector jefe José Nieto, responsable de Inteligencia y Análisis de Datos de la Comisaría General de Extranjería y Documentación.

Gracias a este plan, la Policía Nacional ha recibido a través del correo electrónico trata@policia.es y del teléfono 900 10 50 90 casi quinientas comunicaciones sobre esta actividad, lo que ha permitido la apertura de veinte investigaciones, de las cuales tres ya han finalizado con algunos detenidos en prisión.

Según Nieto, en lo que va de año la Policía ha liberado a casi 400 víctimas, que ha derivado a las ONG, y ha arrestado a 608 personas, lo que supone una cifra similar de mujeres localizadas que en el mismo período de 2012, pero un 30 por ciento más en el número de detenidos.

Rumana, china, brasileña, nigeriana y paraguaya son, por ese orden, las nacionalidades de las víctimas de explotación sexual, en tanto que el mayor número de arrestados corresponde a españoles, rumanos, chinos y nigerianos.

No se puede saber el número exacto de mujeres que ejercen la prostitución obligadas por las redes, aunque se cifra en unas 12.300 el número de víctimas identificadas en lugares "de riesgo", como polígonos, clubes de alterne o pisos.

Esta cantidad, dicen los expertos policiales, puede ser solo la punta del iceberg y representar apenas un tercio de las mujeres que están siendo explotadas, cuando no esclavizadas, en España por esas organizaciones delictivas.

Las redes rumanas son las más activas, toda vez que, como recuerda el inspector jefe, les resulta más fácil introducir las mujeres en España por la cercanía del país -un día de coche- y por su pertenencia a la UE, lo que facilita la entrada sin tener que recurrir a pasaportes falsos, por ejemplo.

De todos modos, las redes que operan de forma constante son las latinoamericanas, con Brasil y Paraguay a la cabeza, aunque la Policía ha constatado la cada vez mayor presencia de las asiáticas.

Aunque la explotación de mujeres asiáticas ha existido siempre en España, las organizaciones las ofertaban exclusivamente a clientela de esa misma raza y las recluían en pisos. Ahora, las redes han "abierto" el mercado a los occidentales y la Policía ha podido localizar a muchas de ellas y detener a sus proxenetas.

Hay que recordar, subraya Nieto, que la nacionalidad china es ahora la segunda en número de víctimas liberadas y la tercera en cifra de miembros de las bandas delictivas detenidos.

Todas las redes tienen su propio método de coacción. Así, las que explotan a subsaharianas hacen uso de la magia negra, el vudú, para someterlas; las dedicadas a la trata de mujeres de Europa del Este utilizan la violencia física de forma "total y absoluta"; las que lo hacen con sudamericanas les imponen una deuda económica imposible de saldar, y las asiáticas se valen de la "esclavitud sumisa".

Unas organizaciones que "colocan" a estas mujeres en las grandes ciudades y los clubes de sus alrededores y, muy especialmente, en las zonas del Mediterráneo, donde se dedican a otras actividades ilícitas, como la falsificación de moneda o el robo de coches de alta gama.

Que puedan "diversificar" su actividad tiene fácil explicación, ya que, como ocurre con las redes nigerianas y subsaharianas, el "miedo" que infunden en las víctimas con técnicas como el vudú les permite tener "tiempo libre" para otros delitos porque no tienen que vigilarlas.

A pesar del control y vigilancia de los clubes por parte de la Policía, la mayoría de éstos están dados de alta como hostales, con las licencias en regla y, por tanto, no es fácil llevar a cabo la actuación policial.

Por eso, señala Nieto, es tan importante la colaboración ciudadana y de las propias víctimas, como también lo es la cooperación con las policías de los países de origen.

"De poco sirve reventar una operación en Sevilla o Barcelona, si el captador de las mujeres está en Paraguay o en Rumanía y no se le detiene", apostilla el inspector jefe.

No solo se está explotando a las mujeres en los clubes, polígonos o las calles, sino que cada vez más, como viene observando la Policía, se están utilizando pisos, más económicos para la organización y más rentables, pero también más difíciles de controlar.

Bajo el lema "No estás sol@", la Policía ha puesto todo su empeño en acabar con esta actividad y, por ello, emplaza a las víctimas a superar su miedo y a denunciar, aunque los investigadores reconocen que no es fácil.

Insta también al resto de ciudadanos a no ser cómplices de la trata, porque su denuncia "puede servir de mucho", como reza el tríptico que, en español, inglés, portugués y rumano, se ha distribuido como complemento al plan policial.

Nacional

Tensión entre ultras y antifascistas en Barcelona
Tensión entre ultras y antifascistas en Barcelona

Tensión entre ultras y antifascistas en Barcelona

Más de 200 antifascistas se encaran a unos 20 falangistas en una zona próxima al atentado

Diez años internado, lo máximo para el presunto atacante

Diez años internado, lo máximo para el presunto atacante

Moussa Oukabir se enfrentaría a un máximo de 10 años de internamiento en un centro de menores

Los sospechosos buscados por la Policía

Los sospechosos buscados por la Policía

Entre ellos está Moussa Oukabir, de quien se cree que conducía la furgoneta del atropello en Las...

Gráfico: Reconstrucción del atentado en Las Ramblas

Gráfico: Reconstrucción del atentado en Las Ramblas

La furgoneta que cometió el atropello masivo inició su camino en la confluencia de la Rambla con...

Las víctimas son de 34 nacionalidades diferentes

Las víctimas son de 34 nacionalidades diferentes

Psicólogos, trabajadores sociales, forenses y Mossos están atendiendo a los familiares de los...

Emotivo homenaje en Barcelona a los fallecidos

Cientos de personas han depositado flores y han improvisado altares en recuerdo a los muertos en...

Enlaces recomendados: Premios Cine