13 de febrero de 2018
13.02.2018

Los vecinos beneficiados por el servicio alojativo se duplican desde 2011

Las personas atendidas han pasado de 54, en el año de su creación, a 95 a lo largo de 2017

14.02.2018 | 00:11
Una imagen de La Laguna.

El servicio de alojamiento alternativo para personas en riesgo de exclusión social de La Laguna ha duplicado el número de personas atendidas desde su creación, en el año 2011. Mientras que el primer año fueron atendidas 54 personas, durante 2017 fueron 95 los vecinos que se beneficiaron del servicio. Este último ejercicio se convirtió en el que más personas se acogieron a los recursos alojativos al contar con problemas de carácter urgente. A lo largo del año se produjo un crecimiento paulatino en todos los perfiles estudiados, tanto de mujeres con o sin cargas familiares, menores y hombres solos.

La concejal de Bienestar Social, Flora Marrero, destaca el aumento drástico del número de mujeres sin cargas familiares –sin menores a su cargo– que solicitaron beneficiarse de este recurso en 2017. Mientras que en 2011 únicamente acudieron 3 mujeres, en 2017 fueron 24. Así, esta es incluso una cifra superior a las mujeres con cargas familiares que se han beneficiado de este servicio (18 en 2011 y 21 en el año 2017). Asimismo, la edil lagunera señala el importante aumento del número de hombres beneficiados. El servicio comenzó dando respuesta a nueve, mientras que el pasado año acogieron a una veintena.

Marrero afirma que la mayoría de las personas atendidas son mayores de 46 años. De hecho, 36 personas de las atendidas superaban esta edad, seguidas por beneficiarios de entre 36 y 45 años, que fueron 14. "Uno de los aspectos que más nos preocupa es ese aumento de la edad porque incluso hemos atendido a personas mayores de 60 años que han perdido su trabajo". Por esta razón, indica la concejal, "este año queremos impulsar la puesta en marcha de pisos compartidos para los usuarios con estos perfiles". Y es que, en la actualidad, el Ayuntamiento de La Laguna cuenta con tres pisos: uno destinado a mujeres solas, otro para hombres y otro para mujeres con hijos.

La concejal de Bienestar Social adelanta que uno de los retos que se presenta ahora es, ante todo, reducir la lista de espera. "Además del proyecto de pisos compartidos para diferentes perfiles, también nos gustaría contar con otro para atender a familias junto a Cáritas". El servicio de alojamiento alternativo ha experimentado un crecimiento, tanto en el número de solicitudes de plaza en el recurso como en las personas acogidas. Durante el pasado año se tramitaron 89 solicitudes de plaza, con las que finalmente ingresaron 50 familias, a las que hay que sumar otras 15 que ya se encontraban alojadas en un periodo anterior. Todo ello se materializa en 65 familias y 95 personas. De todos ellos, 20 eran hombre, 24 eran mujeres sin cargas familiares, 21 eran mujeres con cargas familias y 30 menores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine