Asipal denuncia que el Consistorio niega la conciliación familiar a dos policías locales

Los agentes están divorciados y tienen la guarda y custodia compartida de sus hijos. Han solicitado el cambio de turno de tarde a mañana dos veces al mes

02.10.2016 | 02:41
Asipal denuncia que el Consistorio niega la conciliación familiar a dos policías locales

El sindicato Asipal de la Policía Local de La Laguna denuncia el "calvario que sufren por dos agentes para poder conciliar la vida familiar y laboral". Se trata de dos padres divorciados a los que se les ha atribuido la guarda y custodia compartida de sus hijos, no sin antes haber luchado en los juzgados para dicho logro, y en uno de los casos "tras una complicadísima situación familiar, de la cual tiene conocimiento la Jefatura de Policía Local", explica la organización sindical.

"Nos encontramos ante dos padres que han de estar al cuidado de sus hijos determinados días, según una sentencia judicial, y que llevan años haciendo auténticas peripecias para lograr compaginar sus trabajos al servicio del ciudadano con el cuidado de sus hijos", añade Asipal.

La organización añade que dicha conciliación familiar se viene negando sistemáticamente a los agente "sin justificación alguna", dado que desde hace casi seis años llevan reclamando que se les permita el cambio de turno de tarde a mañana dos veces al mes (siempre bajo la premisa de que se cubran las necesidades del servicio), lo que "en una plantilla de más de 240 agentes resulta, cuando menos, ridículo", agrega Asipal.

La asociación sindical denuncia, así mismo, que ni tan siquiera se les han contestado las últimas solicitudes, la última con fecha de abril del presente año. Además, Asipal critica que "a otros policías se les da permiso para faltar al trabajo para acudir a cualquier tipo de eventos sin justificación alguna, lo cual nos lleva nuevamente al trato diferenciado y discriminatorio que existe en la Policía lagunera".

La conciliación de la vida familiar es un derecho social que se ha logrado y que se está tratando de extender en todas las profesiones. En la Administración, se ha tratado de implantar en su día el Plan Concilia para mejorar la conciliación de la vida familiar y laboral, y si bien a estos dos policías se concedió en el año 2011 la posibilidad de dicha conciliación, la cual "no perjudica ni merma el servicio policial", se les retira dicho derecho, y es ahí donde comienza el calvario de escritos y solicitudes de los agentes, viéndose abocados ahora a su reclamación en los juzgados como tantos y tantos temas que se enconan en la Administración lagunera por falta de voluntad de solucionarlos.

Así mismo, se tomarán las medidas legales para depurar responsabilidades dado que se ha incumplido "la obligación de instruir y resolver algunos expedientes al respecto". Cabe destacar que el propio Estatuto de los Trabajadores establece que "el trabajador tendrá derecho a adaptar la duración y distribución de la jornada de trabajo para hacer efectivo su derecho a la conciliación de la vida personal, familiar y laboral".

Asipal lamenta "la total falta de empatía hacia estos funcionarios" por parte tanto de la responsable de Presidencia y Planificación, Mónica Martín, de la que depende Recursos Humanos; como del alcalde, José Alberto Díaz; y del propio concejal de Seguridad, Jonathan Domínguez, quien "aunque se ha preocupado por esta problemática, no ha dado otra solución que indicar que vuelvan a solicitar la conciliación familiar".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine