El municipio cambia los contenedores de plástico por acero para evitar su quema

El Consistorio desembolsa 60.000 euros al año para la reposición de los recipientes dañados por actos vandálicos - Solicitan a los vecinos que denuncien los incidentes

12.07.2016 | 01:28
Los nuevos contenedores que han sido colocados junto al Museo de la Ciencia y el Cosmos.
Los nuevos contenedores que han sido colocados junto al Museo de la Ciencia y el Cosmos.

El Ayuntamiento de La Laguna, a través de su departamento de Servicios Municipales, ha iniciado una campaña para sustituir buena parte de los contenedores de recogida de papel y cartón. El motivo: los constantes actos vandálicos que terminan con la quema de muchos de ellos. Los nuevos contenedores son de metal y no de plástico para que sean más resistente a cualquier intento de este tipo. Tienen, eso sí, la misma capacidad de almacenaje que los anteriores. Los responsables locales han bautizado este proyecto como Plan de Sustitución Antivandálico de Contenedores de Papel y Cartón.

Ya se han instalado recipientes de este tipo en varios puntos del municipio. Los primeros están colocados ya en la avenida de Los Menceyes y frente al centro de salud de Finca España. También han sido instalados otros en la calle Antonio Hernández Arron de San Benito, en la calle Girasol, frente al Museo de la Ciencia y el Cosmos y en la calle Concepción Salazar.

Con esta medida, la concejal Mónica Martín busca "minimizar los daños ocasionados por la quema de contenedores que cuestan a la administración municipal más de 60.000 euros al año".

"Los trabajos se realizarán en varias fases. En esta primera, se colocarán 30 recipientes de metal, los correspondientes a papel, y posteriormente se continuará reemplazando los contenedores dañados por unos totalmente nuevos", explicó la responsable.

La empresa responsable de la limpieza viaria y la recogida de residuos en el municipio, Urbaser, facilitó por su parte los datos de los daños registrados en este tipo de incidentes en La Laguna. Durante los últimos tres años, la cifra de recipientes que han tenido que ser sustituidos por este motivo se han mantenido siempre en torno al medio centenar.

En 2013 hubo que reponer 57 contenedores. La cifra de incidentes bajó ligeramente al año siguiente, en 2014. Ese año hubo que reponer 36 de estas piezas, la mayoría fueron contenedores de carga lateral con capacidad para 3.200 litros de los destinados a la recogida de residuos sólidos. Cada uno de estos contenedores está valorado en 1.233 euros. Pese a esa mejoría puntual, el pasado 2015 la cifra de actos vandálicos de este tipo volvió a llegar a los 56 contenedores quemados y el gasto se incrementó de los 41.600 euros invertidos en 2014 a los 66.273 euros. Esta última cantidad volvió a acercarse a la contabilizada en 2013, cuando los bolsillos de los laguneros desembolsaron 66.569 euros para sustituir los recipientes quemados, la cifra más alta de las registradas durante los últimos años.

El balance presentado por Urbaser a los responsables del servicio da cuenta, además, de lo costosos que son algunos de estos contenedores. El más barato, destinado a los residuos sólidos y con capacidad para 800 litros, cuesta casi 300 euros. Es el más habitual de todos, el modelo que normalmente está en todas las calles y donde se depositan los residuos procedentes de los hogares.

Finalmente, la edil socialista y primera teniente de alcalde, Mónica Martín, hizo un llamamiento a la colaboración ciudadana, puesto que "su ayuda a la hora de denunciar este tipo de actos puede resultar fundamental para paliar no solo el enorme gasto que nos ocasiona a todos los contribuyentes laguneros sino también a evitar posibles desgracias fruto de la quema de estos contenedores".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine