Terrorismo

EEUU reabre sus embajadas tras la amenaza terrorista

La de Yemen permanecerá cerrada por las preocupaciones de un ataque de Al Qaeda en la Península Arábiga

11.08.2013 | 15:59
Seguridad en la embajada de Yemen
Seguridad en la embajada de Yemen

El Gobierno de Estados Unidos ha anunciado que reabre todas las embajadas que mantiene cerradas en Oriente Próximo y norte de África por motivos de seguridad, excepto la de Yemen.

"Nuestra embajada en Saná, Yemen, permanecerá cerrada debido a las preocupaciones sobre una amenaza que indica que podría haber un ataque terrorista por parte de Al Qaeda en la Península Arábiga", ha dicho la portavoz del Departamento de Estado, Jennifer Psaki.

El cierre de las embajadas se produjo tras la interceptación de varios mensajes entre el líder de la organización Al Qaeda, Ayman al Zawahiri, y el de la rama del grupo en Yemen (AQPA), Nasser al Wuhayshi, sobre la ejecución de un ataque inminente contra sus intereses.

En base a las informaciones facilitadas por altos cargos del Gobierno estadounidense, Al Zawahiri ordenó a Al Wuhayshi que ejecutara un ataque contra los intereses del país norteamericano el domingo. Estas fuentes han asegurado que las conversaciones interceptadas suponían el complot más grave contra intereses estadounidenses u occidentales desde los ataques del 11-S.

El Departamento de Estado, la Casa Blanca y la CIA tomaron en consideración las conversaciones interceptadas debido a lo inusual de las mismas, ya que la cúpula de Al Qaeda no suele contactar directamente con sus ramas a nivel global para hablar de asuntos operacionales.

Asimismo, Psaki ha señalado que el consulado estadounidense en la localidad paquistaní de Lahore, que fue evacuado el jueves ante una amenaza de seguridad, permanecerá igualmente cerrado. En el edificio queda únicamente el personal de emergencia, mientras que el resto de trabajadores han sido trasladados a la capital, Islamabad.

En este sentido, ha subrayado que la evacuación se debió a una "amenaza creíble no vinculada" con las que llevaron al cierre del resto de las embajadas.

"Continuaremos evaluando las amenazas en Saná y Lahore y tomaremos las decisiones subsecuentes acerca de su reapertura en base a dicha información", ha dicho.

"Continuaremos también evaluando la información sobre esos y el resto de nuestras legaciones y tomando las medidas adecuadas para proteger la seguridad de nuestro personal, a los ciudadanos estadounidenses en el extranjero y a los visitantes de nuestras instalaciones", ha remachado.

Enlaces recomendados: Premios Cine