PORTADA PDF
Tragedia

Una fuerte explosión deja 33 heridos en Nairobi

La policía que investiga el suceso baraja la posibilidad de que se trate de un atentado terrorista

 22:01  
Explosión brutal en Nairobi.
Explosión brutal en Nairobi. REUTERS

NAIROBI | EFE Una fuerte explosión en una céntrica galería comercial de Nairobi causó hoy 33 heridos, al menos 5 de ellos de gravedad, informó la Policía, que investiga el suceso y no descarta que se trate de un atentado terrorista.

"El equipo de investigación está barajando la posibilidad de que la explosión la causaran criminales que usaron un artefacto de fabricación casera", indicó el comisario de la Policía de Kenia, Mathew Iteere, en un comunicado emitido a última hora de la tarde.

No obstante, Iteere puntualizó que "los primeros exámenes del lugar (de la explosión) indican que la posibilidad de (que la hubiera provocado) una bomba convencional es remota".

Anteriormente, el comisario había asegurado que el origen de la explosión podía deberse a "un fallo eléctrico".

Sin embargo, la compañía eléctrica estatal, Kenya Power, señaló que un equipo de técnicos visitó el lugar y concluyó que no existe un transformador soterrado en el edificio, lo que habría podido ocasionar una explosión de tal magnitud.

Estos técnicos "hallaron las conexiones eléctricas intactas" por lo que "no es posible que la explosión la causara un fallo eléctrico", según el comunicado de Kenya Power, citado por la página web de la emisora keniana Capital FM.

Por su parte, el primer ministro de Kenia, Raila Odinga, no dudó en considerar el estallido un "acto terrorista", pese a la cautela expresada por la Policía acerca de la causa del suceso.

"Los kenianos no se rendirán a los terroristas. Este es un acto de cobardía. No escatimaremos recursos para combatir a los terroristas", declaró Odinga a la prensa congregada frente al local afectado.

La explosión se produjo sobre las 13.15 hora local (10.15 hora GMT) en una galería comercial de la Avenida de Moi, una de las más transitadas de la ciudad.

Poco después del suceso, miles de curiosos se acercaron al lugar del siniestro, a pesar de que las fuerzas de seguridad acordonaron la zona y desviaron el tráfico.

La magnitud de la explosión causó un incendio en el edifico, que fue sofocado por los bomberos, y diversos daños en varios locales aledaños.

Los cuatro carriles de la Avenida de Moi quedaron cubiertos de cristales hechos añicos por la explosión, que también dejó un fuerte hedor a plástico quemado.

Las tiendas afectadas por el estallido, que en su mayoría se dedicaban a la venta de ropa, estaban destrozadas y el género expuesto en los escaparates terminó esparcido por el suelo del local y la acera de la calle.

"Alguien dejó un bolso en el suelo y se fue", aseguró una testigo, que no quiso facilitar su identidad, a los periodistas desplazados al lugar de la explosión.

La vendedora Rachael Mwangi, herida por el estallido y trasladada al Hospital Nacional Kenyatta de Nairobi para recibir tratamiento, relató a Capital FM: "Oí una explosión y me vi en el suelo. Varios objetos me empezaron a caer encima".

"A partir de ahí -explicó Mwangi-, no sé qué pasó. Vi a dos hombres levantándome y tenía calambres por todo el cuerpo".

Aunque la causa exacta de la explosión es aún objeto de investigación, Kenia ha sufrido en los últimos seis meses varios ataques terroristas, tanto en Nairobi, como en la ciudad costera de Mombasa (sureste) y el norte del país, que ha dejado una decena de muertos y numerosos heridos.

Esos atentados se han producido desde que el Ejército keniano inició, el pasado 15 de octubre, una ofensiva en Somalia contra la milicia radical islámica Al Shabab, que ha amenazado repetidamente con perpetrar ataques en territorio keniano como represalia.

La incursión militar comenzó dos días después del secuestro de dos cooperantes españolas de la ONG Médicos sin Fronteras en el campo de refugiados de Daabad (en el este y a unos 100 kilómetros de Somalia), el cuarto en poco más de un mes, todos ellos supuestamente obra de Al Shabab, según las autoridades kenianas.

La milicia, que el pasado febrero anunció su unión formal con la red terrorista Al Qaeda, combate desde 2006 al Gobierno Federal de Transición somalí y a las fuerzas multinacionales de la Misión de la Unión Africana en Somalia (AMISOM) para instaurar un Estado musulmán de corte wahabí en el país.

Somalia vive en un estado de guerra civil y caos desde 1991, cuando fue derrocado el dictador Mohamed Siad Barré, lo que dejó al país sin gobierno efectivo y en manos de milicias islamistas, señores de la guerra tribales y bandas de delincuentes armados.

  HEMEROTECA
  LA SELECCIÓN DE LOS LECTORES
 LO ÚLTIMO
 LO MÁS LEÍDO
 LO MÁS VOTADO

Suplementos

 
 
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN |  LOCALIZACIÓN     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
laopinion.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopinion.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 

  

Aviso legal
 
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya