PORTADA PDF
Elecciones en Francia

Merkel dice esperar a Hollande ´con los brazos abiertos´

La canciller alemana reitera su apuesta por el pacto fiscal en Europa tras las elecciones presidenciales en Francia

 

EFE / BERLÍN La canciller alemana, Angela Merkel, aguarda al presidente electo francés, François Hollande, "con los brazos abiertos", pero con el pacto fiscal bajo cerrojo, convencida ahora de que la austeridad no está reñida con el crecimiento y, también, de que el gran desafío no está en París, sino en Atenas.

El pacto fiscal no es renegociable, como no lo es ningún otro tratado europeo tras unas elecciones en un país, "porque de ser así no se podría trabajar en la UE", afirmó este lunes la canciller, al día siguiente de la victoria del socialista francés sobre quien fue el gran aliado de Merkel en los últimos años, Nicolas Sarkozy.

Al nuevo inquilino del Elíseo se le recibirá en Berlín "con los brazos abiertos", insistió Merkel, y con él se trabajará "intensamente" en busca de una fórmula para resolver el "quid" de la cuestión: "Lograr a la vez una consolidación presupuestaria y un crecimiento sólido", ya que "lo uno no va sin lo otro".

Esta convicción no es nueva, ni precipitada por la victoria de Hollande, defendía Merkel, sino que está desde hace tiempo "incorporada a las discusiones" en el seno de la UE, lo mismo que un pacto para impulsar la creación de empleo.

Se parte de la base de que se dará con esa fórmula de compromiso entre los dos países "con una relación tan especial de amistad", como constataron en su primera conversación telefónica, la noche del domingo, en que Merkel llamó a Hollande para felicitarle.

La "cuadratura del círculo" no vendrá tras el previsible primer beso -o apretón de manos- de la canciller al presidente electo, en Berlín, en una fecha "realmente próxima", en cuanto Hollande haya jurado el cargo el próximo día 15.

Serán precisos "otros encuentros", bilaterales o multilaterales, en las próximas cumbres de la UE, del G8 o de la OTAN, dijo Merkel.

La perseverancia es el fuerte de Merkel y en ello parece basar su certeza de que habrá un acuerdo que no implique un "gigantesco programa coyuntural" en detrimento del objetivo del déficit que, recordó, está fijado por el Tratado de Maastricht en el 3 % del PIB.

"La situación de Grecia no está exenta de complejidad", admitió a continuación Merkel, respecto a los resultados electorales de ayer en el Estado heleno.

La victoria del socialista francés sobre Sarkozy no parece un problema insalvable, mientras que el avance de las formaciones hostiles al programa de rescate griego sí puede situar a la eurozona o a Atenas contra las cuerdas.

"Vamos a ver cuál es la constelación del gobierno resultante", cuya formación compete exclusivamente "a los griegos", aseguró.

Berlín no va a desentenderse de Atenas y considera vigentes todos los acuerdos internacionales adoptados para su rescate, "independientemente de cuál sea la nueva constelación de gobierno", recordó el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert.

"Son el mejor camino para salir de la crisis", añadió el portavoz, quien como la canciller insistió en que es prematuro hacer valoraciones acerca del rumbo que adoptará Atenas.

Las valoraciones de Merkel en ese "día después" de una jornada electoral en formato múltiple tenían también una perspectiva alemana. La Unión Cristianodemócrata (CDU) de la canciller salvó la cara en las elecciones regionales de Schleswig-Holstein, pero probablemente no podrá seguir gobernando en ese estado federado.

El Partido Liberal (FDP), su socio tanto en ese "Land" fronterizo con Dinamarca como en Berlín, festejó como un éxito el 8,2 % obtenido, pese a significar un claro descenso respecto al 14,9 % anterior.

Las razones de la euforia es que rompió la racha a la baja que sufre la formación desde que se convirtió en socio de Merkel -en 2009- y que en sucesivos comicios regionales quedó relegada a extraparlamentaria con porcentajes mínimos, el último del 1,2 %.

"Es un resultado sólido", valoró hoy Merkel, pese a que a la CDU no le sirve para tratar de salvar su coalición en ese "Land".

El FDP tendrá la oportunidad de comprobar si invirtieron la tendencia bajista en las regionales del próximo domingo en Renania del Norte-Westfalia, el estado más poblado del país.

De ser así, no será gracias a su presidente y ministro de Economía, Philipp Rössler, sino a dos críticos internos -Wolfgang Kubicki y Christian Lindner, los líderes del FDP en esos "Länder"-, lo que a medio plazo puede salirle caro al vicecanciller.

A Merkel le servirá, sin embargo, para aparcar de sus quebraderos de cabeza inminentes la persistente crisis de su socio y concentrarse en la alta política global. EFE

  HEMEROTECA

10º Aniversario 11-S

El nuevo proyecto de la Zona Cero

La zona cero lucha por olvidar los ataques y se encuentra inmersa en una de las mayores obras arquitectónicas de la ciudad de Nueva York.

  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN |  LOCALIZACIÓN     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
laopinion.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopinion.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 

  

Aviso legal
 
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya