03 de abril de 2018
03.04.2018
Presupuestos Generales del Estado

La deuda pública bajará hasta el 97% del PIB en 2018

El gasto por el pago de intereses de la deuda caerá hasta los 31.547 millones de euros, según los PGE

03.04.2018 | 11:48

La deuda pública de España volverá a bajar en 2018 y lo hará hasta el 97 % del PIB, desde el 98,3 % de un año antes, mientras que el gasto por el pago de intereses de la deuda caerá hasta 31.547 millones de euros, según los Presupuestos Generales del Estado presentados hoy.

De este modo, la deuda del conjunto de las administraciones públicas quedará "claramente" por debajo del objetivo asumido en el acuerdo del Consejo de Ministros por el que se estableció el techo de gasto para 2018, que lo situó en el 97,6 %.

Además, mantendrá la trayectoria descendente iniciada en 2014, cuando marcó un máximo del 100,4 % del PIB, destaca el Gobierno.

La caída notable de los tipos de interés de las nuevas emisiones ha permitido al mismo tiempo una evolución a la baja de la factura por el pago de intereses de la deuda, que ascenderá, en términos presupuestarios, a 31.547 millones en 2018, un 2,6 % del PIB.

En los primeros meses de 2018 los intereses de la deuda del Estado a 10 años, observados en los mercados secundarios de deuda pública, se redujeron del entorno del 1,54 % hasta el 1,36 % a finales de enero, tras marcar un máximo del 1,60 % un mes después.

No obstante, el Gobierno anticipa una senda ascendente de los tipos de interés de la deuda del Estado a medida en que se normalice la política monetaria.

Desde comienzos de año, la prima de riesgo o el diferencial de la deuda del Estado a 10 años frente a la deuda emitida por Alemania -que se considera referencia en la zona del euro- ha caído notablemente, desde los 114 puntos básicos de principios del año hasta los 67 puntos básicos de media a comienzos de febrero.

Al mismo tiempo, el coste medio de la deuda del Estado en circulación ha continuado descendiendo desde el 2,55 % de finales de 2017 hasta el 2,51 % a cierre de febrero, dado que las emisiones que van venciendo se emitieron a tipos de interés bastante superiores que las nuevas emisiones efectuadas.

Esta reducción del coste medio de la deuda se ha conseguido a pesar del elevado volumen de emisiones a muy largo plazo efectuadas en los primeros dos meses del año, que ha hecho que el coste medio de las emisiones del Tesoro desde el inicio del año y hasta el cierre de febrero esté en el 1,15 %, superior al 0,62 % de media de 2017.

En este sentido, la vida media de las emisiones de bonos y obligaciones del Estado efectuadas durante enero y febrero de 2018 alcanzan en promedio unos 14,7 años, casi el triple que en 2012, cuando era de 5,1 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine