13 de enero de 2018
13.01.2018

Ofensiva isleña en Fitur para minimizar el impacto de la crisis de las 'low cost'

Las plazas aéreas con Reino Unido y Alemania caen un 8,4% y un 2,1% en invierno

13.01.2018 | 03:43
Presentación del pabellón de Canarias para Fitur.
La directora gerente de Promotur, María Méndez; el consejero de Turismo, Isaac Castellano, y el viceconsejero de turismo, Cristóbal de la Rosa.

Canarias centrará sus esfuerzos en recuperar la capacidad aérea perdida por las quiebras de las aerolíneas low cost Monarch y Niki -que había asumido la operativa de vuelos de Air Berlin antes de que la compañía alemana desapareciera- en la Feria Internacional de Turismo (Fitur), que el próximo miércoles dará el pistoletazo de salida en Madrid. Las plazas aéreas para turistas extranjeros en la temporada de invierno, que finaliza en marzo, caen un 2,6%. El mayor desplome se da en las conexiones con Reino Unido, que retroceden un 8,4%, y con Alemania, que anotan un descenso del 2,1%. Ante tal situación, que se trasladará al verano con datos incluso más negativos en el caso del país anglosajón, el Ejecutivo regional prioriza lograr que otras aerolíneas cubran el vacío que han dejado las compañías de bajo coste tras su cierre en el último trimestre de 2017.

El sostenimiento de la demanda es la principal baza que tiene el Gobierno canario para convencer a aerolíneas como Jet2, EasyJet, Iberia Express o Vueling a aumentar las conexiones con el Archipiélago, sobre todo con Reino Unido, para poder dar cuanto antes la vuelta a estas cifras. British Airways también constituye una prioridad, pero en principio no hay cerrada una reunión con esta compañía. Para la actual temporada, el número de reservas de Reino Unido ha aumentado un 3,6% pese al brexit y las de Alemania un 4,3%.

"Aspiramos a mantener la posición de liderazgo que hemos ganado en los últimos años mejorando la conectividad en el número de plazas y en la diversificación de destinos con el Fondo de Desarrollo de Vuelos", subrayó ayer el consejero de Turismo del Ejecutivo regional, Isaac Castellano, tras la presentación del estand con el que acude Canarias a Fitur. Pese a la caída de conexiones con Reino Unido, la llegada de turistas británicos creció en noviembre un 3,6% (13.156) tras la caída del 0,5% (2.433) en octubre, mes en el que dejó de operar la compañía aérea británica Monarch. Ahora bien, la llegada de pasajeros en vuelos directos desde el territorio anglosajón cayó un 3,5% en diciembre, al pasar de 445.498 a 430.042, según los datos publicados ayer por Aena.

Más conexiones con Península

Más positivos son los números del turismo nacional. El Archipiélago registrará esta temporada un incremento del 6,9% (100.000) en el número de las plazas con la Península hasta alcanzar 1,6 millones. Para este verano el volumen es aún mayor, puesto que crecen un 9,4% (250.000), con lo que se alcanzarán los 2,8 millones de plazas. Así, las Islas contarán con un 8,5% más de plazas de noviembre a octubre y alcanzará 4,5 millones. Gracias al alza de las conexiones con el resto del país, se modera la caída en términos globales en la temporada de invierno, que registra un retroceso del 0,7%, esto es, 55.000 plazas menos.

Castellano recordó que Canarias acude a Fitur como la comunidad más rentable de España al disponer del mayor ingreso medios por habitación disponible: 87,6 euros, 17 más que Baleares. Precisamente en la rueda de prensa de ayer, tanto el consejero, el viceconcejero de Turismo, Cristóbal de la Rosa y la directora gerente de Promotur, María Méndez, destacaron que el Archipiélago haya relegado al tercer puesto del ranking nacional a la región balear tras batir la barrera de los 16 millones de turistas en 2017, lo que supone un nuevo récord del sector, y ocupe la segunda posición tras Cataluña. Castellano sostuvo que "no hay que obsesionarse" con las récords, puesto que el objetivo no es alcanzar marcas ni establecer límites, sino "maximizar el beneficio social". Agregó, además, que no teme que el regreso de destinos competidores como Turquía o Egipto, en horas bajas por los problemas de seguridad que padecen, reste enteros a Canarias porque la región no tiene clientes "prestados ni cautivos" y un 76% de ellos repiten. El empleo que la actividad turística genera da cuenta también de la importancia del sector en la economía de las Islas, indicó De la Rosa. Cuatro de cada diez trabajadores están vinculados al turismo -un 34,6% frente al 13% de la media estatal- y desde la creación de la crisis ha creado 82.000 empleos.

Otros de los retos que se plantea el Ejecutivo es mejorar el gasto turístico por visitante. En 2017, la facturación del sector alcanzó los 18.000 millones, un 9,1% más que un año antes debido al aumento de la llegada de visitantes más que a la capacidad de gasto de cada turista. La mejora de la cadena de valor del sector turístico con la incorporación de nuevas actividades es uno de los elementos con los que trabaja el Gobierno para animar este indicador y que el desembolso se distribuya más por el territorio.

El stand de Canarias en Fitur, de 1.425 metros cuadrados, cuenta con una inversión de 800.000 euros, de los que un 85% procede del Fondo Europeo de Desarrollo Regional. El pabellón, que tiene un diseño similar al de la World Travel Market de Londres, tiene 36 boxes reservados para empresas canarias. Este espacio albergará en total a 513 compañías con 1.000 personas inscritas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine