21 de enero de 2017
21.01.2017

Los bancos contarán con tres meses para resolver sobre las cláusulas suelo

El Gobierno aprueba la vía extrajudicial para que los ciudadanos recuperen su dinero

21.01.2017 | 04:29
Los bancos contarán con tres meses para resolver sobre las cláusulas suelo

Seis cuestiones a considerar

El Consejo de Ministros aprobó ayer el real decreto ley que pone en marcha el mecanismo gratuito para que bancos y clientes resuelvan antes de llegar a los juzgados el conflicto por el cobro de las cláusulas suelo.
  • ¿Quién da el primer paso? Los bancos tienen un mes para establecer cambios internos que les permitan atender las reclamaciones. Además, están obligados a que todos los afectados tengan conocimiento de la vía extrajudicial abierta ayer por el Gobierno central. Sin embargo, son los clientes quienes deben dirigirse al banco para activar el proceso de reclamación. Abogados y organizaciones de consumidores recomiendan contar con asesoramiento.
  • Los plazos. El banco debe contestar a la demanda en un plazo máximo de tres meses. Si el cliente está de acuerdo, la entidad le abonará la cantidad acordada. En el caso de que el resarcimiento pase por la renegociación de la hipoteca, el acuerdo deberá contar con la firma del clien
  • ¿Es posible decantarse desde el inicio por la vía judicial? El consumidor puede acudir a la vía judicial directamente, pero una vez iniciado el procedimiento extrajudicial, y hasta que se haya resuelto, las partes no podrán ejercitar entre sí ninguna acción judicial o extrajudicial alternativa. En las demandas judiciales que ya están en curso a la entrada en vigor de la norma, las partes, de común acuerdo, pueden pedir la suspensión de estas para someterse al trámite extrajudicial.
  • ¿Quién paga las costas? Si el cliente no acepta la cantidad que le ofrece el banco, acude a los tribunales y obtiene una cantidad mayor, la entidad pagará las costas judiciales. Sin embargo, si no interpone reclamación ante la entidad, acude al juez de manera directa y el banco se allana a la demanda, no habrá condena en costas para la entidad.
  • ¿Qué implicación fiscal tienen las devoluciones? Los ciudadanos deberán devolver a Hacienda las cantidades que se desgravaron en virtud del sobrecoste que les supuso la cláusula suelo. Al respecto, el abogado Eugenio Rodríguez, de RP Abogados, señaló que "se está asustando con esto a los ciudadanos. En primer lugar, las cuestiones tributarias prescriben a los cuatro años y calculamos que la cantidad no superará nunca los 120 euros por año".
  • ¿Quién fiscalizará a la banca en este asunto? La norma aprobada ayer habilita al Gobierno para establecer un órgano de seguimiento, control y evaluación de las reclamaciones en el que estarán presentes consumidores y abogados. Las organizaciones de consumidores lamentaron ayer que no se les haya consultado sobre la redacción de la norma. Además criticaron que se convierta nuevamente al sector bancario en "juez y parte" en un problema creado por él, y que decida "quién, cuánto y cuándo cobra".

El Gobierno aprobó ayer el Real Decreto Ley para que la banca devuelva mediante un acuerdo extrajudicial a sus clientes lo que les cobró de más por las cláusulas suelo incluidas en sus hipotecas. El mecanismo no impide acudir a los tribunales en caso de no alcanzar un acuerdo, deja en manos de las entidades la valoración de si proceden o no los reembolsos y en qué cantidad, y les da un plazo máximo de tres meses para resolver cada caso. Tras conocer el texto normativo, las asociaciones de consumidores y los abogados recomendaron a los ciudadanos asesorarse antes de dar por resuelto definitivamente el conflicto.

El decreto da respuesta a la sentencia emitida el pasado 21 de diciembre por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) obligando al sector financiero a restituir las cantidades cobradas de más en virtud de las cláusulas suelo abusivas desde la fecha de la firma de la hipoteca. El ministro de Economía, Luis de Guindos, aseguró que este sistema, gratuito, deberá ser atendido de manera obligatoria por las entidades cuando lo solicite el consumidor.

Los bancos tienen un mes para adoptar las medidas internas necesarias que permitan cumplir con el procedimiento. Además, deben garantizar que todos los afectados por cláusulas suelo conocen la existencia de este sistema. El consumidor puede reclamar a su entidad y, una vez el banco la reciba, deberá remitirle el cálculo de la cantidad a devolver, incluyendo intereses o, alternativamente, las razones por las que considera que la reclamación no es procedente.

Tras recibir la comunicación, el consumidor decidirá si está de acuerdo con el cálculo y, si es así, la entidad realizará la devolución del efectivo. Todo el proceso se hará en un plazo máximo de tres meses según la norma, que establece que, alternativamente, el consumidor y la entidad pueden acordar medidas compensatorias distintas como, por ejemplo, unas nuevas condiciones en la hipoteca que le resarzan. En este caso, la aceptación por parte del cliente será manuscrita.

"La parte débil"

El delegado de Adicae en Canarias, Manuel Fajardo, señaló la necesidad de que los clientes cuenten con asesoramiento externo antes de dar por resuelto el conflicto. "De lo contrario, volveremos a la situación que ha provocado este problema: un ciudadano frente a un banco, y en esa relación ya sabemos quién es la parte débil", expuso. Coincidió plenamente con él Eugenio Rodríguez, de RP Abogados, para quien es necesario contar con un letrado incluso para "redactar bien la reclamación" y, después, "para garantizar que no se está perdiendo dinero".

El Consejo General de la Abogacía Española consideró "muy positivo" el decreto y estimó que servirá para "agilizar los trámites y reducir los costes para el ciudadano". Por contra, el Sindicato de Letrados de la Administración de Justicia, antiguos secretarios judiciales, manifestó su "profunda discrepancia. Cualquier mecanismo de devolución debe mantenerse en el ámbito público para garantizar los derechos de los consumidores".

Desde la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se calificó como "claramente insuficiente" el mecanismo y lamentó que "la banca se convierta una vez más en juez y parte" decidiendo "quién, cuándo y cuánto cobra". En la misma línea, Facua tildó el decreto de "puro humo, ya que no obliga a los bancos a nada", es decir, "no establece sanciones para las entidades que decidan no adherirse al sistema extrajudicial de reclamaciones, ni para las que lo hagan pero se nieguen a devolver todo".

Mientras, Jueces para la Democracia advirtió del posible colapso al que se enfrenta la Justicia por la posible judicialización individualizada de las reclamaciones, "como pasó con las preferentes" señalaron sus portavoces, Ignacio González y María del Mar Serna.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine