Una treintena de inspectores trata de evitar el fraude en las rebajas

El Gobierno explica que los controles serán aleatorios en todo el periodo de descuentos, que empieza hoy

01.07.2013 | 03:51

Entre 30 y 40 inspectores de la Dirección General de Comercio y Consumo del Gobierno de Canarias saldrán a la calle para evitar el fraude en las rebajas de verano, que comienzan hoy y finalizarán el 31 de agosto.
Estos profesionales realizarán los controles de forma aleatoria y abrirán expedientes sancionadores a aquellas tiendas que no cumplan con lo establecido en la Ley de Ordenación del Comercio Minorista.
Así lo anuncia el director de Comercio y Consumo, el socialista Gustavo Matos, quien también adelanta que las perspectivas económicas en el periodo de rebajas son las mismas que en el año 2012.
"Si al menos se equiparan a las ganancias del año pasado, sería un buen resultado", asegura Matos, quien advierte: "que nadie espere una supercampaña de verano. Las condiciones económicas son las que son y no han mejorado".
En cuanto a las inspecciones que se llevarán a cabo durante estos dos meses, Matos explica que hay una serie de parámetros que tienen que cumplir las tiendas para no incurrir en fraude.
Por ejemplo, los precios rebajados deberán mostrarse junto a los anteriores con claridad. Siguiendo esta premisa, aquel negocio que ponga el nuevo precio encima del otro estará incumpliendo con la ley.
"En las épocas de rebajas los consumidores no tienen menos derechos. Tienen exactamente los mismos. Y, si no es así, deben denunciar", indica. No obstante, el director de Consumo informó de que, en general, se cometen pocos fraudes, "aunque sigue habiendo cierta picaresca que tenemos que controlar".
Por lo demás, espera que la temporada de rebajas vaya lo mejor posible y que, dentro de las posibilidades de los comerciantes, se contrate a más personal en estos dos meses.
Sin embargo, sus deseos no se van a hacer realidad. El presidente de la Federación de Comercio de Tenerife (Fedeco), Antonio Luis González Núñez, explica que esta vez no se contratará a más personal. "Al menos en el pequeño comercio se va a tirar con lo que se tiene", asegura.
La situación económica sigue mal "y no hay consumidores". De hecho, en la céntrica y comercial calle Castillo de Santa Cruz de Tenerife han cerrado varias famosas franquicias de ropa y complementos. "Yo advertí de que esto iba a suceder", resalta. González Núñez comenta que son muchos los negocios que lo están pasando mal y en estos momentos sufren procesos de expedientes de regulación de empleo, reubicaciones de tiendas, fórmulas alternativas de jubilación, cambios de actividad y traspasos. "Hacen cualquier cosa para evitar reconocer el fracaso de un proyecto, porque no se trata sólo de perder dinero sino que en ocasiones el fracaso tiene una carga psicológica grande al tratarse de proyectos vitales", indica el presidente de Fedeco.
En cuanto a la desaparición de varias tiendas en el centro de la capital tinerfeña, aclara que no esta circunstancia no significa que ahora haya más consumidores a repartir entre menos tiendas y que, por lo tanto, vaya a repercutir positivamente en las rebajas. "Eso sería así en una economía perfecta. Sin embargo, no estamos en esta situación. Nuestra situación es que hay pocos consumidores y no van a ser más por el cierre de unas tiendas".
Aún así, las previsiones que manejan los profesionales en Tenerife son las mismas que las de la Dirección General de Comercio y Consumo: "Nos conformaríamos con que se mantengan las ganancias de 2012, aunque todo depende de la renta disponible".
Aunque Fedeco no cuenta con cifras económicas sobre las rebajas del año pasado, el hecho de que cada tienda no vendiera menos "ya sería una buena noticia porque significaría que hemos tocado suelo y que no vamos a bajar más".
Antonio Luis González Núñez anima a los ciudadanos a que compren rebajas en el pequeño comercio, "porque la riqueza se queda aquí y se revierte también aquí", defendió.
En cuanto a las ayudas de la Administración para promocionar este periodo de rebajas en las zonas comerciales abiertas, el presidente de la Federación de Comercio de Tenerife asegura que no reciben nada desde hace años. "Con la crisis económica han recortado mucho y eso también nos repercute".

Enlaces recomendados: Premios Cine