13 de octubre de 2017
13.10.2017
Halterofilia Capeonato de Europa Sub 23

Atenery quiere 'despedirse' a lo grande

La haltera tinerfeña luchará por tres las medallas en la cita de Tirana, la última que tendrá antes de pasar a competir solo en categoría absoluta

13.10.2017 | 01:54
Atenery quiere 'despedirse' a lo grande

Y a la vuelta de la esquina, el Mundial

  • Si bien Atenery Hernández tiene todos los sentidos puestos en el Europeo Sub 23 de Tirana, resulta complicado que no piense ya en la siguiente cita de enjundia que le espera en el calendario, el Campeonato de Mundo absoluto a celebrar en California (Estados Unidos) a comienzos de diciembre y para el que certificó su clasificación en los play off de la Liga Nacional celebrado el pasado fin de semana en Madrid. Será el segundo Mundial para ella tras acudir al de Houston hace dos temporadas. Aún con 20 años, la isleña fue 21ª, 22ª y 22ª, unas posiciones que, a día de hoy, se le quedan muy cortas a Ate. "Mi gran objetivo es entrar entre las diez mejores del Mundo. Sé que puedo lograrlo porque todavía me quedan casi dos meses más de trabajo y si los dolores me respetan puedo estar en mis mejores marcas o incluso superarlas para entrar entre esas diez primeras posiciones", comenta. "Sería terminar el año con otro gran resultado", admite, y a la vez seguir tocando a la puerta para estar en losa Juegos Olímpicos de Tokio 2020. C. G.

No llega en su mejor forma física (dos lesiones han cercenado su preparación), y ni ella misma se siente favorita, pero las marcas que atesora, la proyección que viene evidenciando y el positivismo que irradia en todo momento hacen pensar que Atenery Hernández no emprendió viaje ayer hasta Albania para venirse con las manos vacías. La haltera lagunera participa este lunes por la tarde en el Campeonato de Europa Sub 23 (en la categoría de -53 kilos) de Tirana con el objetivo de "hacerlo lo mejor posible y ponérselo muy difícil al resto de competidoras", como ella asegura. O lo que es lo mismo, y aunque ella no lo reconozca abiertamente, pelear por intentar subir a lo más alto del cajón en las tres modalidades (arrancada, dos tiempos y total olímpico) para rubricar así una sobresaliente trayectoria en las categorías de formación, de las que se despide por exigencias de la edad.

Daría continuidad de esta forma a sus dos anteriores Europeos Sub 23, toda vez que el año pasado en Eilat (Israel) fue oro en arrancada y plata en dos tiempos y total, mientras que en 2015, en Klaipeda (Lituania) acabó segunda en arrancada. A ello se añaden unas excelentes prestaciones en la cita continental absoluta celebrada en abril en Split (Croacia), donde se llevó la plata en arrancada y en total olímpico, así como el bronce en dos tiempos. Tarjeta de presentación más que suficiente para el mayor de los optimismos al que, sin embargo, Atenery pone freno con argumentos. "No llego como me hubiera gustado llegar ya que he pasado por obstáculos en forma de lesiones que han parado mi preparación", explica la haltera isleña.

Y para contrarrestar esta irregular puesta a punto, ilusión. "La verdad es que no me siento para nada favorita, ya que esta preparación no ha sido igual que la que hicimos para el Europeo absoluto", comenta Hernández, que no niega, por contra que en este tramo más reciente "hemos remontado rápido". Se ve Atenery "al 90 por ciento" de su capacidad, lo que no debe ser óbice para "luchar como si estuviéramos al cien por cien". "Hay que ir allí a dar lo mejor de uno mismo, y si tengo oportunidades sacaré todo lo que haga falta para lograrlo", añade en relación a su propósito de luchar por las medallas.

Una pugna por los primeros puestos de su peso en la que Atenery ve otras tres claras candidatas, "la rumana Andries Elena Ramona, y las rusas Svetlana Ershova e Irina Baymulkina. "Siento que estoy recuperada, pero no sé si estaré a la altura, pero cuando estemos allí, fácil no se lo dejaré", comenta Hernández. "A lo mejor no estoy para el oro pero sé que si ellas lo quieren conseguir van a tener que sufrir", añade con convicción. La lógica dice, y ella misma lo admite, que si la lagunera se acerca a sus mejores registros (87, 105 y 191 kilos) tiene "muchas posibilidades de luchar por el oro". Por falta de ganas seguro que no será.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine