Un monumento al deporte

Una vistosa ceremonia inaugural abre paso a 16 días de gloria eterna para los olímpicos de todo el mundo. Hoy, las primeras opciones de medalla para España y el debut de Eli Chávez en balonmano

06.08.2016 | 05:18
Un monumento al deporte

Casi cuatro horas de duración, 4.800 figurantes, 11.000 atletas, 45 jefes de Estado y 70.000 testigos en las gradas de Maracaná fueron partícipes anoche de la ceremonia de apertura de los primeros Juegos Olímpicos en Sudamérica. La samba, un homenaje a la cultura brasileña, el encendido de la antorcha y sobre todo la aparición de algunas de las más punteras figuras mundiales del deporte (entre ellas Rafael Nadal, abanderado español) acapararon focos y flashes en el día cero de la gran fiesta de Río. Fue una inauguración austera, prometen los jerarcas del COI y de la organización, si bien nadie se lo cree del todo. Ahora bien, lo importante empieza hoy.

Desde este sábado compiten en Brasil los representantes de 206 países con el ánimo de hacerse eternos a través de su concurso olímpico. "Una experiencia que te marca para siempre", confesó anoche Antony Lozano, futbolista del Tenerife que compite con Honduras y que ya ha logrado su primer objetivo: una victoria en el debut y un gol que se guarda para siempre.

La sensación de nervios, tensión y emoción es idéntica en el caso de los cinco chicharreros que conforman una embajada de muchos quilates para el deporte isleño y que hoy mismo empiezan su concurso. La primera en salir a escena será Eli Chávez, que espera un buen arranque de la selección de balonmano ante la temible Montenegro. "Y sobre todo, que nos apoyen desde Canarias pese a la diferencia horaria", pide desde el gigantesco Maracaná, escenario de leyenda donde se dio ayer el pistoletazo de salida.

El turno de Sergio Rodríguez será mañana en un intrincado comienzo ante Croacia para la favorita España (a la plata, dicen las casas de apuestas) que habrá de cruzarse con auténticos transatlánticos del baloncesto si quiere aspirar a los metales. Scariolo reclama paciencia mientras sugiere que dosificará a Pau Gasol y recuerda que lo importante "son los cruces, no la fase de grupos".

Con la fiesta del deporte recién comenzada, las primeras opciones de podio para la delegación española ya están a la vuelta de la esquina. Las esperanzas metálicas de este sábado están puestas en la prueba en ruta de ciclismo (con Valverde y Purito como estandartes principales de una selección a la que le falta Contador), el judo si la cordobesa Julia Figueroa logra plantarse en los combates finales y la escopeta de Fátima Gálvez, que ya tiene cita con el oro: mañana domingo a las 13:00 horas. Además, tampoco tardará Mireia en lanzarse a la piscina en un calendario de pruebas tan estresante como ambicioso. Si nada falla, el medallero pronto se quitará el cero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine