Fútbol. CD Tenerife

Javi Lara: "Recordaré siempre el momento tan especial de la ovación que recibí"

"De los muchos clubes a los que he pertenecido, el Tenerife, por historia, es el más grande de todos", jugador del CD Tenerife

05.04.2016 | 12:07
Javi Lara, durante un entrenamiento reciente.
Javi Lara: "Recordaré siempre el momento tan especial de la ovación que recibí"

No es casualidad que durante esta entrevista, que se realizó en El Mundialito, cada uno de los compañero de Javi Lara (4-12-1985, Córdoba) que pasó por allí le hizo algún tipo de guiño, a los que él correspondió con otro gesto de complicidad. Y es que el andaluz no solo ha caído en gracia, a través de su fútbol estético y a la vez eficaz, a la afición del Tenerife sino también al resto de integrantes del plantel blanquiazul, también en este caso por su humildad y buen talante en la convivencia con ellos. El fútbol del conjunto de Martí es otro desde que cuenta con él en su centro del campo y su nueva hinchada así lo reconoció este pasado domingo dedicándole una sonora ovación cuando fue sustituido.

¿Se podía esperar un partido tan gratificante como el de ayer tanto en el plano colectivo como en el invidual?

El equipo está en buena línea, siempre queriendo ser protagonista y eso en Segunda División no es fácil, porque muchos equipos juegan a no perder. Nosotros nos estamos sintiendo muy cómodos con este fútbol y encima nos está dando resultados. Luego, a nivel particular, muy bien, todo lo que diga va a ser poco. Habría que vivirlo para saber exactamente lo que se siente. La ovación que recibí fue un momento muy especial y bonito, que siempre se me quedará en el recuerdo.

¿Qué opinión le merece el hecho de que hasta la fecha ha disputado como blanquiazul siete partidos, los mismos que ha logrado encadenar el equipo sin encajar una derrota?

Yo me he aprovechado también de la buena dinámica del equipo. Me encuentro muy bien aquí y creo que el Tenerife me viene bien, como ya dije cuando llegué, para mi forma de jugar. Así que creo que el mérito es de Alfonso (Serrano) y Martí, ya que he confirmado que lo que en un principio me transmitieron es totalmente cierto. Hoy en día es difícil encontrar gente con la verdad por delante y ellos me dijeron lo que había y de ahí que me decantara por venir a este club.

Cuénteme con franqueza, ¿qué sintió cuando la grada del Heliodoro se puso en pie para ovacionarle en el momento que fue sustituido ante el Lugo.

Fue un momento muy especial. Está claro que cuando pasen los años y uno deje ya de jugar será de las cosas que mejor recuerde. Y seguramente se lo contaré a mucha gente por hay que valorar que este es un club grande, por el que han pasado muchísimos buenos jugadores y con una una afición exigente. Estoy muy agradecido a la gente, que desde antes de venir ya me daban muestras de cariño a través de las redes. Yo tenía muchas ganas de devolverles ese cariño y es lo que intento hacer cuando me toca participar.

Debe de ser también una satisfacción para usted ver a una hinchada, a la que le ha tocado sufrir últimamente, tan feliz como cuando acabó el choque de este domingo, ¿no es así?

Sí, porque por desgracia en el fútbol nos quedamos solo con el resultado, más que con lo que se hace en el campo. Por ejemplo, ante el Almería, propusimos mucho más que el rival, incluso con diez jugadores. Frente al Zaragoza, un conjunto llamado a estar arriba y al que le gusta tener la posesión del balón, nosotros fuimos los protagonistas. Y ayer también dominamos y, por suerte el triunfo se quedó en casa. Ya digo que hay muchas formas de ganar y ayer se jugó, además, muy bien.

Ya se ve que se ha adaptado perfectamente al fútbol del Tenerife pero ¿qué tal la integración en su nuevo vestuario?

Cualquiera que me conoce sabe que soy una persona muy cercana, que no tengo problemas, soy abierto y siempre estoy gastando bromas. Hay personas a las que les toca hacer su carrera durante muchos años en el mismo sitio y a mí me ha tocado ir cambiando prácticamente cada temporada de destino, lo que hace que esté acostumbrado a conocer todo tipo de grupos. Pero está claro que aquí estoy muy contento, tranquilo y disfrutando.

¿Le ha dado tiempo de soñar ya con un ascenso a Primera con este equipo?

Cuando llegué y observé la situación que había, vi que estaba difícil. Pero cuando empecé a entrenar y comprobé la calidad que hay en la plantilla pensé que por qué no podemos meternos ahí arriba. Sinceramente, yo no he visto todavía a ningún equipo superior a nosotros. Estamos en un buen momento y, sin dejar de reconocer que cada vez es más difícil ganar un partido porque todo el mundo se juega mucho, yo confío en mis compañeros y pienso que podemos estar en esa pelea.

Hay quienes consideran que el Tenerife juega mejor ahora porque ha llegado usted a él. ¿Qué le sugiere esa consideración?

El fútbol es un deporte de equipo, no es como el tenis, una disciplina individual. Al revés, yo me aprovecho de que mis compañeros tienen muy buenas cualidades y yo solo soy uno más entre ellos. Por suerte sí que este juego me viene bien y no es como Osasuna que a lo mejor a un jugador de mis características le sería mucho más difícil adaptarse y aquí he encajado bien porque la idea que tenemos de llegar a la portería rival con un juego elaborado y mostrando buen fútbol me viene bien.

¿Usted que ha pertenecido a tantos clubes, lo vivido en este hasta ahora le invita a querer quedarse más tiempo del firmado?

Ya dije que en otros clubes me han dicho cosas pero ya he comentado que el mejor club, por historia, en el que estado desde que comencé a jugar al fútbol es el Tenerife. Luego, hablar de si voy a seguir aquí no sé porque acabo de llegar. Vamos a ver cómo acaba la temporada y también qué dice el club. Esto es hablar por hablar, así que lo mejor es centrarse en el próximo partido y ver lo que somos capaces de conseguir en el futuro.

¿Qué tal con Martí? ¿Hasta qué punto coincide su manera de entender el fútbol con la de él?

Soy un jugador más. Me gusta entrenar, disfruto de lo que hago y es verdad que en otros sitios cuesta un poco más. Pero aquí sabes los entrenamientos que vas a tener desde por la mañana y disfrutas con esta idea de juego. En otros lugares suena el despertador y no vas a entrenar con el mismo entusiasmo. Aquí hay un modelo de juego que te viene bien, hay un buen vestuario y por eso siempre vienes con buena cara a trabajar.

¿Considera que las dimensiones del Heliodoro le benefician más a su juego que otros estadios?

A fin de cuentas un profesional se adapta a las circunstancias pero no deja de ser cierto que por mis características lo que me viene mejor es un equipo que quiera ser protagonista y que tenga el balón. Sin embargo, yo vengo del Éibar que en Primera División le cuesta, o la misma Ponferradina que quizás su objetivo es la permanencia. Aquí, por suerte va todo bien.

¿A su juicio se está en el camino de alcanzar el objetivo del play off?

No hay que olvidar que se viene de abajo, de salir de una situación difícil. Y eso hace que vayas a Osasuna, empates y, lo que otros conjuntos verían como positivo, a nosostros ese punto parece que no nos da. En ese partido, cuando llegué al vestuario mis compañeros no lo estaban celebrando y eso significa que quieren más. Así que yo creo que vamos a seguir así y que estaremos peleándolo. Vamos a ver luego hasta dónde somos capaces de llegar.

¿Ve el encuentro de Mendizorroza como la oportunidad de reafirmar definitivamente la candidatura del Tenerife a luchar por el ascenso?

Fuera de casa estamos dando siempre la cara, compitiendo siempre muy bien, tanto en el campo del Leganés, como en El Sadar, en el del Mirandés... y esa es la línea a seguir. Sabemos que ellos son un equipo bastante rocoso, que aprovechan bien sus opciones, que a balón parado son fuertes y presionan mucho. Vamos a ver si nosotros somos capaces de imponer nuestro estilo allí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine