Fútbol . CD Tenerife

Con licencia para mirar hacia arriba

Martí repite la apuesta de Anduva para conquistar ante el Almería la tercera victoria consecutiva

06.03.2016 | 12:00
Aitor Sanz, Lozano y Alberto, en un entrenamiento de esta semana.

Hace dos semanas parecía imposible que el Tenerife tan siquiera se acercase a los puestos que dan derecho a soñar. Dos victorias después, el futuro se ve de otro color para el cuadro representativo, que buscará esta tarde (Heliodoro, 16:00 horas) ganarse la licencia para mirar arriba. El tercer triunfo consecutivo recortaría distancias con la zona noble y, lo más importante, ratificaría la sensación de que este equipo va en dinámica alcista.

Vistas las excelentes prestaciones de los blanquiazules en Anduva, todo apunta a que Martí repetirá la misma apuesta (4-4-2) y volverá a conferir las riendas del mediocampo a Vitolo y Aitor. Vuelve a estar disponible Alberto, pero si acaso tiene opciones de acceder al once como central. La única baja confirmada es la de Jorge, lo cual da alguna posibilidad al majorero en un sitio que, en condiciones normales, será para Germán.

El regreso a la titularidad del zaguero andaluz será la única novedad en la alineación, pues en el resto de demarcaciones resulta casi prohibitivo debatir sobre cambios. Más todavía en la delantera, donde la sociedad Lozano-Nano (con el hondureño como escudero del tinerfeño) se perfila como de los principales peligros para el Almería. El conjunto andaluz comparece en situación casi idéntica a la del Tenerife del descenso a Segunda B. Concebido para subir por la vía rápida, la temporada se le está atragantando a los andaluces, que ya van por su tercer entrenador.

Gorosito parece haber hallado la tecla para exprimir el altísimo potencial del grupo rojiblanco, donde confluyen nombres tan potables como el de Chuli, Casto o Lolo Reyes. Les faltará Morcillo, que no llega a tiempo para un duelo crucial en su afán por pisar cuanto antes los puestos de salvación. Con tan solo una derrota en sus últimos cinco compromisos, vienen los almerienses henchidos de moral por su triunfo sobre la bocina ante el Albacete. Son como un lobo con piel de cordero. Feroces, pero con tan pocos puntos que pudieran parecer rival fácil. A todas estas, el factor Heliodoro será fundamental. Para soñar, hay que ganar.

Un rival que no gana fuera

Los números del Almería son absolutamente ruinosos, sobre todo a domicilio. Los rojiblancos son, junto al Llagostera, los únicos de la competición que aún no conocen la victoria fuera de su estadio. En 13 encuentros lejos del Juegos del Mediterráneo tan solo han obtenido siete puntos. Igual de preocupante es su raquítica cifra de goles obtenidos fuera de casa (ocho), la mitad de los que han encajado (16).
Eso sí, las prestaciones de los andaluces han mejorado con su actual entrenador, Gorosito, y en sus últimas comparecencias como visitantes han ofrecido una mejor imagen.

La semana en la acera rojiblanca ha estado marcada por las declaraciones de Édgar, ex del Tenerife y del Almería, quien recalcó que nunca le vio mimbres a los andaluces para pugnar por los mejores. Sus palabras sentaron como un tiro en la plantilla de Gorosito, hasta el punto de que el club anunció en su cuenta de Twitter que algunos de sus jugadores le responderían. Al final, Édgar rectificó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine