Baloncesto | . Liga Endesa

La confirmación llega desde atrás

El Iberostar se ha asentado en la parte media de la tabla gracias a sus buenas prestaciones defensivas

04.03.2016 | 12:05
Sekulic tapona a Miralles en una acción del Iberostar-Joventut del pasado domingo.

En el año más irregular que se le recuerda, ofensivamente hablando, en mucho tiempo, este Iberostar Tenerife ha aprendido a apretar los dientes para sobrevivir. Entrega defensiva con la que los de Txus Vidorreta no solo han enderezado el torcido rumbo de principio de temporada sino que además les ha permitido asentarse en la zona media de la tabla. Sacrificio cerca de su propia canasta, el de los aurinegros, que se traduce en unos números concretos y brillantes. Y es que en las cinco jornadas más recientes solo el FC Barcelona Lassa ha encajado menos puntos que el cuadro canarista.

Después de los 68 tantos recibidos el domingo frente al Joventut los aurinegros promedian, desde la jornada 17, solo 73,6 puntos en contra, un registro más que notable y muy alejado de los 87,6 recibidos por los isleños en las cinco fechas iniciales del campeonato, todas ellas saldadas con derrota. El Iberostar no termina de carburar en ataque con la regularidad deseada, pero se ha hecho fuerte atrás como camino más corto para ganar partidos. Lucen más las canastas sobre la bocina de Davin White y Nico Richotti pero esos tiros ganadores perderían todo su valor sin el ejercicio defensivo colectivo anterior.

En esta serie de encuentros (saldada con tres victorias y dos derrotas) el Iberostar ha logrado hasta en tres ocasiones dejar a su rival por debajo de los 70 puntos: 68 al Joventut, 69 al Murcia y 64 al Unicaja, si bien contra los malagueños los errores en ataque condenaron a los de Vidorreta a la derrota. Otras dos veces este curso los adversarios del cuadro canarista no lograron llegar a los 70: 63 el Gran Canaria y 64 el Bilbao.

Salvo en el caso ante los Hombres de Negro el resto de guarismos más brillantes del Iberostar se han producido en el Santiago Martín, donde los laguneros promedian 74 tantos en contra, frente a los 85,1 que recibe a domicilio. Unas prestaciones que, sin embargo, no se corresponden con su balance de victorias y derrotas ante la afición canarista: 4-7. A nivel global los isleños promedian 79,29 (octavo mejor registro de la Liga Endesa), pero si se extrapolan las cinco primeras jornadas ese guarismo se quedaría en 76,68, incluso por debajo de los 77,03 firmados el pasado curso, su mejor registro desde que los tinerfeños regresaran a la élite.

Por debajo de 10 puntos

En un análisis detallado, y más allá del número de puntos encajados al final de los partidos, llama la atención cómo ha apretado los dientes el Iberostar en algunos cuartos determinados y determinantes. Así, hasta en tres ocasiones los de Vidorreta han acabado un periodo con solo nueve puntos recibidos. Frente al Murcia, y justo tras el descanso, les sirvió para enjugar una desventaja que llegó a ser de 13 puntos en la primera parte; contra el Bilbao les permitió remontar, cuando todo parecía perdido, 12 puntos en los cinco minutos finales; y ya esta última jornada los aurinegros equilibraron un mal tercer periodo en ataque, en el que solo produjeron 11 puntos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine