Baloncesto. Liga Endesa

Con Txus empezó todo

Un triunfo en la Copa de 2008 del Bilbao, dirigido entonces por el técnico del Iberostar, precipitó la destitución de Ivanovic en el Barça y la llegada de un Xavi Pascual que ya ha ganado 12 títulos

09.01.2016 | 01:48
Txus Vidorreta gesticula, con Dusko Ivanovic al fondo, durante la Copa de 2008.

Txus Vidorreta como el creador de la catarsis azulgrana. Prácticamente sin quererlo ni imaginarlo, el actual entrenador del Iberostar Tenerife fue, hace casi ochos, uno de los principales causantes de que el FC Barcelona decidiera dar un cambio de timón a un proyecto que parecía vagar sin rumbo. Y es que la sorpresiva victoria de su Iurbentia Bilbao en los cuartos de final de la Copa del Rey de 2008 frente al conjunto azulgrana acabaron derivando en la destitución de Dusko Ivanovic como responsable del banquillo culé y la promoción a primer técnico de Xavi Pascual. Una solución en principio provisional pero que se prolongó de tal forma en el tiempo que todavía hoy el de Gavá lleva las riendas del cuadro barcelonés. Los resultados, con 12 títulos en menos de ocho temporadas, lo avalan.

Después de haber logrado el ansiado triplete –Euroliga, Liga y Copa del Rey– de la mano de Svetislav Pesic en la campaña 2002/03, y ganar la Liga ACB el año siguiente, el FC Barcelona se metió en una clara espiral negativa. Entre la no continuidad del preparador alemñan por discrepancias con la directiva, la poca eficacia de Joan Montes como sustituto, y la incapacidad del sargento Dusko Ivanovic para recuperar la mejor versión del cuadro azulgrana, la sección cestista del club culé solo fue capaz de sumar una Supercopa (04/05) y una Copa del Rey (06/07) en tres temporadas. Exiguo botín para un conjunto llamado a pelear por todos los títulos a nivel nacional y continental.

En medio de ese tira y afloja, una mala primera vuelta en el arranque del curso 07/08 (llegó quinto a l término de la primera vuelta), la derrota (70-69) en los cuartos de la Copa ante el Bilbao de Vidorreta fue una especie de sentencia para Ivanovic, que se autoejecutaría solo unos días después al criticar la labor de Zoran Savic, director deportivo barcelonista. "Eso queda ya en la década pasada y para mí prácticamente una anécdota. Tras esa derrota hubo unas declaraciones que desencadenan el despido, pero también es cierto que después de que el Bilbao eliminara al Barcelona en la Copa de Vitoria, todos los partidos del club los ha dirigido Pascual", respondía ayer el ahora técnico canarista.

Y es que mientras daba con un técnico contrastado y de pedigrí para enderezar su rumbo, el FC Barcelona confió su equipo de basket a Xavi Pascual, hasta ese entonces ayudante de Ivanovic. "Xavi es un magnífico entrenador y sobre todo un gran tipo con el que tengo una excelente relación incluso antes de enfrentarnos en la Liga ACB. Conmigo se portó de magníficamente ya que cuando salí del Bilbao me recibió en el Palau y en su casa durante una semana para verles trabajar por lo que mi admiración hacia él es profesional y personal", añadió Txus su homólogo azulgrana.

El de Gavá solo logró ese curso alcanzar el subcampeonato de liga, pero a partir de ahí su trayectoria fue casi meteórica. Nada menos que 12 títulos le contemplan: cuatro Ligas, tres Copas y cuatro Supercopas, al margen de la Euroliga de 2010. Y pese a que el imparable Real Madrid ha frenado su racha, Pascual acumula ya 20 finales consecutivas en competiciones nacionales. Xavi llegó casi como un parche y ahora está considerado como uno de los entrenadores españoles con mayor prestigio. Una parte de este reconocimiento se lo debe a Vidorreta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine